Santoral 4 de junio | Santa Clotilde, San Ascanio Caracciolo, Santa Vicenta Gerosa y Beato Felipe Smaldone

Santa Clotilde (+470-545) 

Clotilde, princesa de Lyon, Francia contrajo matrimonio con Clodoveo, rey de los francos. No podía haber encontrado un marido más sanguinario:  mató a los miembros de su familia y a los jefes francos que los secundaban.  Sin embargo, Clotilde fue preparándolo para su conversión, auxiliada por algunos obispos.  El Rey la autorizó para que sus hijos fueran bautizados.  Cuando los alemanes invadieron su reino, viendo perdida la batalla de Tobiac, el rey gritó:  “¡Dios de Clotilde, si me das la victoria, me haré cristiano!”.  Y venció.  Semanas más tarde recibió el bautismo en Reims junto a tres mil guerreros.  La Galia de los francos se había vuelto oficialmente cristiana.

Sin embargo, al quedar viuda Clotilde, hubo de sufrir grandes penas con sus hijos: su hija se casó con un arriano, y dos de sus hijos le arrancaron los ojos a los hijos de su hermano Clodomiro con el fin de impedirles reinar.  Clotilde abandonó París y vivió el resto de su vida en Tours, cerca de la tumba de San Martín.

San Ascanio (Francisco) Caracciolo, presbítero y fundador

Nacido en el seno de una familia de Villa Santa María (Abruzos, Italia) en 1563; muerto en Agnone el 4 de junio de 1608.  Tenía veinticinco años cuando recibió por error una carta dirigida a uno de sus primos, Ascanio Caracciolo, su homónimo.  La leyó y se enteró de que un sacerdote napolitano llamado Adorno había determinado fundar una congregación que armonizase la vida contemplativa con la activa.  Esto era justamente lo que buscaba Ascanio.  Corrió a unirse a Adorno y se convirtió en cofundador de los Clérigos Regulares Menores.  Fue por dos veces superior de la Orden.  En 1589 cambió su nombre por el de su admirado Francisco de Asís, como un homenaje al Poverello. 

Santa Vicenta Gerosa (1784-1847)

Nació y murió en Lovere (Italia).  Fundó las Hermanas de María Niña en 1826.  Su Congregación tenía los mismos fines y reglas que las Hijas de la Caridad de santa Luisa de Marillac.  A pesar de que Vicenta no creía que sus hijas saldrían de Brescia, hoy día son más de siete mil religiosas repartidas por todo el mundo.

Beato Felipe Smaldone (+1923)

Presbítero napolitano, cuyas reliquias se conservan en Lecce, Italia.  En 1885 fundó una congregación femenina, inspirada en San Francisco de Sales, para el cuidado de los sordos, niñas ciegas y la infancia indigente.  Fue beatificado el 12 de mayo de 1996 por Juan Pablo II.

*Un semblante agradable y sonriente es la mejor ayuda para la buena convivencia con los que nos rodean, especialmente los que viven con nosotros.  ¡Pruébalo hoy!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *