Encuentra.com
inicio
Contacto RSS

Untitled Document
Untitled Document

La Iglesia celebra la Transfiguración


4 julio 2008
Sección: Fiestas y celebraciones

Una explicación sobre el por qué de la celebración en la Iglesia de la Transfiguración del Señor como una Fiesta importante.

La fiesta de hoy se instauró en el Orinte en el siglo XI y se introdujo al calendario romano en 1457 para conmemorar la victoria sobre el islam en Belgrado. Después se celebró en los ritos Siriaco, Bizantino y Copto. En el hecho de la Transfiguración, el Señor quiere preparar el corazón de sus discípulos para que superen el escándalo de la cruz. Pero esta fiesta es, además, un anuncio de la adopción maravillosa que nos hace hijos de Dios en Jesucristo y del resplandor con que un día brillará todo el cuerpo de la Iglesia.

Jesús había hablado a sus discípulos de su inminente Pasión y Muerte. Y para que no vacilasen en la fe, invita a tres de ellos, Pedro, Santiago y Juan, a subir con El al monte Tabor, precisamente los tres que verían su agonía en Getsemaní.

En el Tabor les mostró el Señor su gloria y esplendor, a la vez que Moisés y Elías se aparecían hablando con Jesús. Allí se transfiguró delante de ellos. Su rostro brillaba como el sol, y sus vestidos se volvieron de un blanco deslumbrador. Se formó una nube que los cubrió, y salió una voz de ella, que decía: "ESTE ES MI HIJO AMADO EN QUIEN TENGO PUESTAS TODAS MIS COMPLACENCIAS. ESCUCHADLE." Esta voz les confortaría en el momento de la prueba.

La voz del Padre es apremiante. Si Jesús es el Amado en quien tiene puestas todas sus complacencias, quiere decir que sólo se complacerá el Padre en nosotros en cuanto nos parezcamos a Jesús, en cuanto le imitemos, en cuanto reflejemos su imagen, y reproduzcamos sus gestos y Palabras. Sólo se complacerá el Padre en nosotros, si escuchamos a Jesús, que es su Palabra, al que ha nombrado heredero de todo, y es el reflejo de su gloria.

Algunos Santos Padres aportan una curiosa interpretación a la Transfiguración. Jesús, dicen, siempre estaba transfigurado, su Divinidad irradiaba siempre a través de la envoltura de la naturaleza humana, su rostro siempre estaba resplandeciente -"ese halo luminoso que despiden las almas más santas"-, pero los discípulos, enredados en problemas de preeminencias, enfrascados en pequeños detalles, mezclados entre las multitudes, entretenidos en pequeñas cosas, no podían vislumbrar el brillo del rostro de Jesús. Bastó que dejaran el espesor del valle, que subieran a la montaña, que dejaran aparte sus minúsculas preocupaciones, que se purificaran los ojos, que miraran más fijamente, sin estorbos, al rostro de Jesús, para que descubrieran el fulgor de su mirada, el rostro siempre radiante de Jesús.

Dice un autor que, si el hombre mirara con frecuencia al cielo, acabarían naciéndole alas. DIOS NOS DIO LOS OJOS PARA MIRAR A LO ALTO.

Comentarios
3 Comentarios en “La Iglesia celebra la Transfiguración”
  1. Frank Alvarado Dijo:

    No ha de haber nada tan lindo como ver el rostro transfigurado de nuestro Señor. Que el Espíritu Santo nos habra los ojos para verlo transfigurado en el amor de la esposa, de los hijos, de los padres, de los parientes y amigos.Y al igual que María nuestra santa Madre seamos ejemplo de humildad y obediencia.Saludos

  2. Jorge A. Cruz Dijo:

    Aprvecho para invitar a que lean la Segunda Lectura del Oficio del día de hoy. El de Anastacio Sinaíta

  3. Nany Hernández Dijo:

    Hasta que lei hoy lo de la transfiguración, la COMPRENDI




css.php