Santoral 24 de septiembre | Nuestra Señora de la Merced

Nuestra Señora de la Merced

Patrona de los cristianos cautivos, su fiesta se instituyó en un principio como agradecida respuesta a la Virgen por haber devuelto la libertad a los cristianos cautivos de los moros.  Esto se lograba a través de las limosnas recabadas por los miembros de la recién fundada “Orden de los Mercedarios”, cuyo fin era precisamente rescatar a los cautivos aunque para ello tuvieran que constituirse ellos mismos en rehenes. El Papa Inocencio XII  extendió la fiesta de Nuestra Señora de la Merced en el año1696 para recordarnos que la Madre de Dios es también Madre nuestra y que por tanto su poder es infinito y puede liberarnos de las ataduras físicas y morales que llevamos.

*  Procura hoy, con la ayuda de la Virgen, romper esos “hilos sutiles” que te impiden caminar libremente al encuentro de Jesús.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *