Un cuarto de siglo sin Juan Navarrete

2 pensamientos sobre “Un cuarto de siglo sin Juan Navarrete

  1. TUVE LA FORTUNA DE CONOCER AL SEÑOR NAVARRETE CUANDO ÉL VIVÍA EN UNA CASA DE MADERA CERCA DEL SEMINARIO. ÉL ORDENÓ SACERDOTE A MI ABUELO CUANDO ÉSTE QUEDÓ VIUDO, YA QUE HABÍA SIDO SEMINARISTA Y AMIGO DE ÉL, ANTES DE CASARSE. MI ABUELO FUE PÁRROCO DE LA CATEDRAL DE HERMOSILLO, EL LLEVO LA ORDEN DE LOS FRANCISCANOS A SONORA. EL FUE MARIO RESENDEZ MARTÍNEZ Y TAMBIÉN ERA DE AGUASCALIENTES. EL SEÑOR NAVARRETE ERA UN VERDADERO PASTOR, VIVÍA LA POBREZA, ANDABA EN BICICLETA PORQUE VENDÍA LOS AUTOMÓVILES QUE LE REGALABAN Y DABA EL DINERO A LOS POBRES, VESTÍA SU SOTANA NEGRA Y MUY USADA, ERA CARIÑOSO Y SENCILLO, DESPUÉS DE CONOCERLO A ÉL, NO PUEDO ENTENDER PORQUE TODOS LOS DEMÁS OBISPOS QUE HE CONOCIDO SON TAN OSTENTOSOS Y HASTA ENGREÍDOS. FUE UN VERDADERO SANTO.

  2. Estimada María Mercedes: Encontré, en un documento antiguo, el nombre de tu abuelo, Mario Reséndez Martínez. Ahí dice que fue profesor de un grupo de obreros, hacia 1948, en la Parroquia de San José de los Obreros, en la ciudad de México. ¿Tienes más información al respecto?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.