Encuentra.com
inicio
Contacto RSS

La parábola de la dracma perdida

EnriqueCases
22 abril 2008
Sección: Vida de Jesús

¿Qué mujer, si tiene diez dracmas y pierde una, no enciende una luz y barre la casa y busca cuidadosamente hasta encontrarla?

Quizá el celo de la mujer parece exagerado ante el poco valor de la moneda perdida, pero no ceja hasta que encuentra la moneda. Una vez más enseña el Señor que un sólo pecador –por pequeño e insignificante que sea humanamente- es motivo del máximo interés del redentor

"¿Qué mujer, si tiene diez dracmas y pierde una, no enciende una luz y barre la casa y busca cuidadosamente hasta encontrarla? Y cuando la encuentra, reúne a las amigas y vecinas diciéndoles: Alegraos conmigo, porque he encontrado la dracma que se me perdió. Así, os digo, hay alegría entre los ángeles de Dios por un pecador que se arrepiente"(Lc)

Y, de nuevo la alegría es la manifestación del perdón por el que parecía nada, y es tanto para Dios. Cristo es el portador del perdón del nuevo reino; el reino de perdón y misericordia está abierto a todos.

Reproducido con permiso del Autor,

Enrique Cases, Tres años con Jesús, Ediciones internacionales universitarias

pedidos a eunsa@cin.es

Comentarios
3 Comentarios en “La parábola de la dracma perdida”
  1. coco Dijo:

    buenisimo ,Dios te siga usando. Bendiciones

  2. mayra Dijo:

    dios existe el el unico el mejor el es maravilloso y le agradesco por mi vida y por darme una familia y unlugar donde vivir

  3. Armando Dijo:

    Acabó de salir de una gran duda que tenía. Bendiciones!!




facebook

facebook


 

RECURSOS


Evangelio del día
Misa diaria en español
Misa diaria en inglés
Encuentra Santopedia
Envía tus intenciones
Santo del día en Video
Impresos

Descargas

Galería

Herramientas

Temas

Cursos


BLOGS


Oscar Mamá del año en Baltimore

Oscar Ibánez
Luis-Fernando

Teología de la liberación según Francisco

P. Luis- Fernando

Catálogo de Libros
Catálogo de Revistas
Galería


css.php