Encuentra.com
inicio
Contacto RSS

Untitled Document
Untitled Document

Homilías del Ciclo A

Padre Jorge Loring
17 julio 2008
Sección: Homilías

Primer Domingo de Adviento – Año A

Hoy comienza el ADVIENTO. En Enero empieza el año civil. En Octubre empieza el año escolar. En Adviento empieza el año litúrgico.

 

Mt 24:37-44

 

1.-Hoy comienza el ADVIENTO. En Enero empieza el año civil. En Octubre empieza el año escolar. En Adviento empieza el año litúrgico.

 

2.- ADVIENTO que es la preparación a la venida del Señor en Navidad. Debemos prepararnos a ello con fervor para que la Navidad no sea sólo fiesta, regalos y reuniones familiares. Deberíamos procurar que Jesús venga también a nuestro corazón y nos haga un poco mejores.

 

3.- El Evangelio que acabo de leer me da pie para hablar de dos cosas: del fin del mundo y del fin de nuestra vida.

 

4.- Hoy está de moda hablar de que el fin del mundo está cerca, pero Cristo dijo que esto no la sabe nadie. Es más dice Cristo en Lucas, 21:8 que si alguien os dice que el momento está cerca, no vayáis tras ellos. Son falsos profetas.

 

5.- Los Testigos de Jehová viene diciendo desde el año 1914 que el fin del mundo está próximo. Pero son tan torpes que ponen el fin en un plazo de dos años, y como este tiempo pasa enseguida, tienen que aplazarlo otros cuatro años. Pero también los cuatro años pasan pronto, y lo vuelven a aplazar. Y así hasta el día de hoy.

 

6.- El momento llegará, pero nadie sabe cuándo será. Pero lo que tiene que preocuparnos no es el fin del mundo, sino el fin de nuestra vida, pues para nosotros ése será el fin del mundo..

 

7.- Y ésta será inesperada. Por eso dice Cristo: «Estad preparados». Es como estar en la sala de embarque esperando que nos llamen para tomar el avión. Si me duermo perderé el avión.

 

8.-Vigilar es cumplir la voluntad de Dios en cada momento. Hacerlo todo bien. Hacerlo todo como si fuese la última vez. Como me gustaría hacerlo en la hora de la muerte.

 

2o Domingo de Adviento – A

 El Evangelio de hoy invita al arrepentimiento.

 

 

1.- El Evangelio de hoy invita al arrepentimiento.

 

2.- El tema es hoy de mucha actualidad, pues como dijo el Papa Pío XII, hoy se ha perdido el sentido del pecado.

 

3.- A veces oyes por televisión decir a algunas personas: «No me arrepiento de nada». Y sus pecados son públicamente difundios por los medios de comunicación.

 

4.- San Francisco de Borja, predicando un Jueves Santo le decía a Cristo que le había quitado el sitio, pues se había puesto a los pies de JUDAS. Y estos pecadores públicos dicen que no tienen que arrepentirse de nada. ¡QUÉ CEGUERA ESPÌRITUAL!

 

5.- Pero es que hoy a la gente no le importa si una cosa es pecado o deja de serlo. Todo es normal. Todo vale. Lo hace todo el mundo.

 

6.- Pero las cosas no son buenas por ser frecuentes. En ese caso serían buenos los actos terroristas.

 

7.- El bien y el mal son valores objetivos, sean frecuentes o no. La santidad es más escasa que el pecado, y no por eso vamos a decir que el pecado es mejor que la santidad.

 

8.- Lo único que preocupa a la gente son las consecuencias terrenas del pecado. Si no se aprueba el libertinaje sexual es por miedo al SIDA, no porque sea pecado. Y lo mismo al pasa ladrón: teme la cárcel más que el pecado.

 

9.- Nos buscamos excusas para tolerar el pecado. Dijo Palacio Valdés: «El hombre, cuando quiere una cosa se inventa una frase que lo justifique».

 

10.- Algunos dicen: «Mi pecado no le llega a Dios, porque está muy alto para sentirse ofendido por mí. Lo mismo que a mí no me ofende una hormiga.

 

11.- Esto es ignorar que Dios me ama. Por eso le importa mi conducta.

 

12.- Si voy por la calle y no me saluda un desconocido, no lo siento, porque me es indiferente. Pero si se trata de mi hijo, o de una persona muy querida por mí, ¡claro que lo siento!

 

13.- Por eso Dios espera mi arrepentimiento. Y quiere que sea por amor (contrición), no sólo por miedo al infierno (atrición).

 

14.- Deberíamos hacer un acto de contrición todos los días al acostarnos después de las tres Avemarías y un breve examen de conciencia.

 

3o de Adviento – A

Dice san Pablo que Dios quiere que todos los hombres se salven.

 

 

1.- Dice san Pablo que Dios quiere que todos los hombres se salven.

 

2.- Dios nos invita a todos al banquete de la gloria eterna.

 

3.- Pero muchos rechazan la invitación, pues prefieren dedicarse a las cosas de este mundo.

 

4.- ¡Qué torpeza! escogen lo caduco y desprecian lo eterno.

 

5.- Es el misterio de la libertad del hombre que puede rechazar la voluntad de Dios.

 

6.- Este respeto de Dios a la libertad del hombre es un exponente de que Dios no quiere salvarnos a la fuerza. Él nos invita, pero si le rechazamos, nos respeta. Invita va otros.

 

7.- Él ve con pena nuestra torpeza, pero no nos coacciona.

 

8.- Nos ha hecho libres para que seamos nosotros los que elegimos el camino del cielo o del infierno.

 

9.- Pidamos a Dios que nos dé luz y fuerza para usar bien de nuestra libertad.

 

10.- Que no seamos sordos a su llamamiento, convencidos de que Dios quiere lo mejor para nosotros.

 

11.- Algunos dicen: «Yo soy católico, pero no practico». Esto es tan absurdo como decir: «Yo soy futbolista, pero jamás he dado una patada a un balón».

 

Hay que ser coherente. Toda ideología supone un compromiso. Quien no cumple, no es católico.

 

 

 4o Domingo de Adviento – A

El Evangelio de hoy me habla de la concepción virginal de María.

 

 

1.- El Evangelio de hoy me habla de la concepción virginal de María.

 

2.- El texto que he leído lo dice clarísimamente.

 

3.- No comprendo cómo los protestantes lo niegan.

 

4.- Los que lo niegan afirman que es imposible la concepción humana sin obra de varón.

 

5.- Pero eso es en el plano natural. La concepción virginal de María fue sobrenatural, y para Dios nada hay imposible.

 

6.- Las leyes de la naturaleza son obra de Dios, y Él tiene poder para cambiarlas.

 

7.- No tiene sentido aceptar a un Dios Omnipotente y después negarle el poder de hacer milagros.

 

8.- Lo único que Dios no puede hacer es lo absurdo, lo contradictorio: un círculo cuadrado. Como esto es una contradicción, esto no lo hace ni Dios.

 

9.-Pero concebir virginalmente no es una contradicción, es una excepción de una ley natural.

 

Los peces se reproducen de otra manera. Y las plantas de otra.

 

10.- Pero además, la concepción virginal de María está confirmada por la dudas de San José. Él no podía dudar del embarazo de María, pues se notaba externamente. Y sabía que aquello no era suyo, pues no la había tocado. Por eso Dios le mandó un ángel para tranquilizarlo diciéndole que aquello era fruto del Espíritu Santo.

 

Epifanía del Señor – Año A

Celebramos hoy la Fiesta de los TRES REYES MAGOS que en frase de un humorista ni fueron tres, ni fueron reyes ni fueron magos.

 

 Epifanía del Señor Mt. 2:1-12

 

1.- Celebramos hoy la Fiesta de los TRES REYES MAGOS que en frase de un humorista ni fueron tres, ni fueron reyes ni fueron magos.

 

2.- La tradición los llama Melchor, Gaspar y Baltasar, pero San Mateo ni da sus nombres ni dice que fueran tres. Habla de unos…

 

3.- Tampoco dice que fueran reyes. Y los llama MAGOS porque este era el nombre que los persas y los caldeos daban a los hombres doctos y sabios que cultivaban las ciencias, sobre todo la astronomía. Entre nosotros la magia es el arte de hacer juegos de manos.

 

4.- Lo de la estrella pudo ser un milagro o un fenómeno natural.

 

El astrónomo y matemático KEPLER dice que en el año del nacimiento de Cristo hubo una conjunción de Júpiter y Saturno, es decir, que al ponerse uno detrás del otro se provocó una luz intensa, a la altura de las palmeras, y que llamo la atención de aquellos hombres sabios.

 

5.- El Padre jesuita Severiano del Páramo, Profesor de Sagrada Escritura en la Universidad Pontificia de Comillas (Santander), opina que pudo ser un meteoro luminoso creado por Dios para este fin.

 

6.- Pero sea lo que fuere, lo importante es la lección que nos dan los MAGOS: su seguimiento a la luz de Dios.

 

7.-Imitemos el ejemplo de la MAGOS: sigamos la llamada de Dios, que aunque nos traiga contratiempos, como a los MAGOS, al final nos encontraremos con Jesús, que es lo importante.

 

6.- Que María nos ayude en este caminar para que sea Ella la que nos presente a Jesús.

 

2o Domingo de Navidad -A

El Evangelio de hoy es uno de los más difíciles de entender por su altura filosófica y teológica.

 

Prólogo de San Juan

 

1.- El Evangelio de hoy es uno de los más difíciles de entender por su altura filosófica y teológica. San Juan llama PALABRA a la SEGUNDA PERSONA de la Santísima Trinidad, pues lo mismo que la palabra brota del pensamiento, así brota la SEGUNDA PERSONA de la Santísima Trinidad de la PRIMERA.

 

2.- El P. Miguel Rivilla, sacerdote de Madrid, muy amigo mío, que está muy presente en los Medios de Comunicación Social, me ha mandado un artículo parafraseando el Evangelio de hoy, donde cambia la PALABRA por la LEY.

 

3.- Me ha parecido interesante, porque hoy muchos menosprecian toda ley. Les molesta cumplir las leyes.

 

No quieren más ley que su propia voluntad. Les molesta toda imposición. Quieren hacer sólo lo que quieren, lo que les gusta, lo que les apetece, lo que les conviene, lo que les interesa.

 

3.- Sin embargo Dios nos ha dado una ley, y quiere que la cumplamos. Y de que la cumplamos o no depende nuestro destino eterno.

 

4.- El artículo del P. Rivilla dice así: Nada existe tan importante, para toda persona, criatura de Dios, que conocer y cumplir la santa y adorable voluntad de su Señor y Creador. En esto y no en otras cosas, por buenas que parezcan, radica la realización y la

felicidad del ser humano. La voluntad de Dios se expresa en su Ley, en el Decálogo, en los diez mandamientos. Esta Ley es universal y obliga a todo persona que la conoce.

 

Para los que la ignoran, la llevan grabada en su propia conciencia. Dios ha dado su Ley a los hombres no para coartar su libertad y fastidiarles, sino para encauzarla y para que el hombre sea feliz.

 

Lo que son las vías del ferrocarril para el tren, son los mandamientos para toda persona. Sin los raíles y sin Ley, no es posible ir a ninguna parte, pues el tren y los humanos, como demuestra la experiencia de siglos, descarrilan, si no tienen vías, y se malogran si no tienen leyes. La Ley está dada por Dios con toda sabiduría y amor. Sus preceptos no son una carga, sino una vía, un camino para alcanzar la meta y el bien sumo que es Dios mismo.

 

Cuando los hombres o los pueblos, se han esforzado en vivir conforme a la Ley de Dios, han experimentado con alegría que la paz ,el bienestar, la convivencia y la prosperidad, eran realidades al alcance de su mano.

 

Por el contrario, cuando los poderosos usurparon el poder divino, y quisieron imponer sus leyes a los demás, no según la voluntad divina, sino según su voluntad, la situación ha sido lamentable: guerras, homicidios, latrocinios, violencia, mentira y corrupción generalizada.

 

Ésta ha sido la clave de la felicidad o de la infelicidad de todos los pueblos en su historia pasada y presente.

 

El cumplir la Ley divina conduce a la bendición de Dios. El rechazo y desprecio a la ley de Dios, conlleva a la infelicidad y frustración de toda persona.

 

En resumen, como personas y como colectividades, todos, por bien nuestro, deberíamos esforzarnos en adaptar nuestra vida a la Ley de Dios. Dichoso el hombre que teme al Señor, y cumple sus mandatos.

 

Se cumpliría entonces el enunciado del salmo 66: ”El Señor bendice a su pueblo con la paz”.

 

Me parece oportuno, tras identificar la Ley de Dios con su Voluntad, parafrasear el Evangelio de hoy del profundo Prólogo de San Juan:

 

-“En el principio ya existía la Ley / y la Ley estaba junto a Dios.

 

-Por medio de la Ley se hizo todo y sin ella no se hizo nada de cuanto se ha hecho.

 

-En la Ley había vida / y la vida era la luz de los hombres ./ La Ley brilla en la tiniebla y la tiniebla no la recibió.

 

-La Ley era la luz verdadera ,que ilumina a todo hombre que viene a este mundo.

 

-En el mundo estaba y el mundo fue hecho por ella y el mundo no la conoció.

 

-Vino a los suyos y los suyos no la recibieron.

 

-Pero a cuantos la recibieron / les dio poder para ser hijos de Dios, si creen en ella

 

-Estos no nacieron de sangre ,ni de amor carnal ,ni de amor humano, sino de Dios.

 

-Y LA LEY se hizo carne y acampó entre nosotros.

 

5.- Aceptemos la Ley del Señor, y esto nos dará la vida eterna.

 

Primero de Cuaresma – A

El miércoles pasado, MIÉRCOLES DE CENIZA, comenzó la cuaresma. Hoy es el domingo 1º de cuaresma. La cuaresma es tiempo de conversión.

 

Mt 4:1-11

 

 

1.- El miércoles pasado, MIÉRCOLES DE CENIZA, comenzó la cuaresma. Hoy es el domingo 1º de cuaresma. La cuaresma es tiempo de conversión.

 

2.- La conversión es volverse hacia Dios.

 

3.- Vivimos en un mundo materialista rodeados de ídolos que nos apartan de Dios: el dinero, el sexo, el alcohol, la droga, etc.

 

4.- La telebasura inunda nuestros hogares.

 

5.- Pero estos ídolos del materialismo no llenan el corazón del hombre. Por eso hay tantas personas desilusionadas, defraudadas de la vida. Los bienes materiales dejan vacío el corazón y con frecuencia amargan la vida. Los bienes materiales, en lugar de darnos felicidad, nos hacen sus esclavos.

 

6.- El hombre necesita algo que dé sentido a su vida.

 

7.- Jesucristo es el Camino, la Verdad y la Vida.

 

8.- El abandono de Dios es la destrucción del hombre.

 

9.- A diario tenemos ejemplos de esto.

 

10.- Vivir con Dios es vivir con esperanza y con ilusión.

 

11.- Pero pata vivir con Dios hay que desprenderse de lo que es incompatible con Él.

 

12.- Hagamos un examen de conciencia de lo que nos aparta de Dios.

 

13.- Y también de lo que nos acerca:.

La austeridad: gastos inútiles.

La humildad: no rivalizar si otros destacan más.

La misericordia: perdonar de buena gana si alguien nos ha menospreciado.

La solidaridad: compartir aunque nos privemos de algo.

La piedad: dedicar a Dios más tiempo.

El amor: ayudar al prójimo desinteresadamente.

El dominio propio: decía San León Magno:«No hay virtud sin vencimiento propio».

 

14.- Si nos convertimos a Dios, nos convertimos también hacia el hermano, pues en el hermano está Dios.

 

15.- Pero a veces estamos tan encerrados en nuestro yo que no somos capaces de ver a Dios en los demás.

 

16.- Por eso no disfrutamos de la felicidad de hacer felices a los demás.

 

 

Segundo de Cuaresma – A

En el Evangelio que acabo de leer se nos narra el hecho de LA TRANSFIGURACIÓN DEL SEÑOR en el que Jesús se pone resplandeciente delante de Moisés y Elías, dos personajes del antiguo Testamento.

 

 Transfiguración (Mt 17:1-9)

 

 

 1.- En el Evangelio que acabo de leer se nos narra el hecho de LA TRANSFIGURACIÓN DEL SEÑOR en el que Jesús se pone resplandeciente delante de Moisés y Elías, dos personajes del antiguo Testamento.

 

2.- Al terminar, San Pedro se había encontrado tan a gusto que propone al Señor construir allí tres cabañas, una para el Señor, otra para Moisés y otra para Elías; y así prolongar más tiempo aquella situación.

 

3.- Esto me sugiere hablar del cielo, donde toda la felicidad consiste en estar con el Señor.

 

4.- Cuando yo era pequeño pregunté: «¿En el cielo hay bicicletas?» Porque con lo que a mí me gustaba la bicicleta yo pensaba que en el cielo no podía ser feliz si no tenía una bicicleta. Tanto me gustaba la bicicleta que mi padre me compró una grande siendo yo un chiquillo. Tan grande que no llegaba a los pedales si me sentaba en el sillín.

 

5.- Y me decían: «Sí hombre, sí. En el cielo tendrás todo lo que quieras»

 

Ahora comprendo que en el cielo no hay bicicletas; ni falta que hace para ser feliz.

 

6.- Porque la felicidad del cielo está en el amor.

 

7.- No en el amor físico que tanto se propagandea, sino en el amor espiritual, que da mucha más felicidad que el placer sensitivo. Lo espiritual nos da más felicidad o sufrimiento que lo sensitivo.

 

8.- Una bofetada en público hace sufrir más por lo que tiene de humillación que por el dolor en la cara.

 

9.- La felicidad del cielo consiste en un amor espiritual: Amar a Dios y ser amado de Dios.

 

10.- Si el amor a personas llenas de defectos nos hace tan felices en la Tierra, ¿qué será el amor a Dios? Dios es la persona más digna de ser amada, pues es omniperfecto, infinitamente perfecto. Y en el cielo lo conoceremos como es; porque en la Tierra, con la limitación de nuestro entendimiento, lo que conocemos de Él es una caricatura, como dice San Pablo.

 

11.- Nadie me ama ni me puede amar más de lo que Dios me ama. Sentirme amado de Dios en el cielo me llena de felicidad.

 

12.- Hay personas que sufren porque no son amadas como ellas desean.

 

13.- En el cielo sentiré saciado el deseo de ser amado.

 

15.- Y eso por toda la eternidad. Porque bien que se acaba no hace feliz. El pensamiento de que se va a acabar, entristece: a un ciego le devuelven la vista por un día; o a un preso la libertad por una hora. Eso no les hace felices.

 

 Tercero de Cuaresma – A

La samaritana. El Evangelio que acabo de leer nos narra el episodio de la samaritana.

 

 La samaritana (Jn 4:5-42)

 

 

 1.-El Evangelio que acabo de leer nos narra el episodio de la samaritana.

 

2.-Lo primero que aparece es que Jesús se hace el encontradizo para salvarla.

 

3.- También Jesús sale repetidas veces a nuestro encuentro, pero no le hacemos caso. Esto es muy peligroso. San Agustín advierte de lo grave que es no aprovechar las gracias que Dios no da en ciertos momentos, pues puede ser que ya no se repita la ocasión.

 

4.- La samaritana aprovechó muy buen el encuentro con el Señor.

 

5.- El Señor , antes de darnos sus dones, nos pide nuestra colaboración: «dame de beber». Jesús podía haber sacado el agua sin cubo haciendo un milagro. Pero no hace los milagros sin motivo. Quiere que las cosas se consigan con nuestra colaboración. Después Él premia con sus dones. Y además está el premio de la virtud misma, pues la satisfacción de hacer el bien ya es un premio.

 

6.- Ante la admiración de la samaritana, le dice: «si conocieras el don de Dios». Yo doy una agua que sacia. Quien bebe de ella no vuelve a tener sed.

 

7.- La samaritana se queda muy interesada. Ella había bebido en muchas fuentes materiales y no había quedado saciada. Volvió a tener sed. Quería beber de ese agua que salta hasta la vida eterna.

 

8.- Los bienes de la tierra no llenan el corazón. Por muchos que se acumulen, siempre hay apetencia de más. Por eso dice el refrán: no es rico el que tiene mucho, sino aquél al que todo le sobra». Pues la avaricia es insaciable.

 

9.- Cuando llenamos el corazón de Dios, ya no cabe nada más. Nos sentimos plenos. Hay numerosas expresiones de santos en este sentido.

 

10.- Pidamos al Señor que nos dé ese agua que sacia, para que desprendidos de los bienes de este mundo, vivamos sólo para Él.

 

Cuarto de cuaresma – A

El ciego de nacimiento. El Evangelio que acabo de leer nos narra el milagro del ciego de nacimiento.

 

El ciego de nacimiento (Jn 9, 1-41)

 

 

1.- El Evangelio que acabo de leer nos narra el milagro del ciego de nacimiento.

 

2.- Los padres tienen miedo de reconocer el milagro de Jesús.

 

3.- Pero el ciego lo confiesa valientemente.

 

4.- Es un ejemplo para nosotros.

 

5.- El ciego está agradecido porque era ciego y ahora ve.

 

6.- Nosotros debemos estar agradecidos porque vemos sin haber estado ciegos. Es un don mayor que curarnos de la ceguera.

 

7.-Cuantos dones recibimos de Dios y no se lo agradecemos. De poder ver, de tener la salud que tenemos y no peor, etc. Y de muchos dones que recibimos y ni nos enteramos. No sabemos de cuántos males y peligros Dios nos ha librado. Y esto es mayor don que curarnos de ellos.

 

8.- El ciego da gracias a Jesús porque antes no lo veía y ahora le ve. De esta ceguera también participamos nosotros. Estamos cegatos para conocer a Dios.

 

Vemos un crucifijo y no somos capaces de profundizar lo que significa que Dios haya muerto por amor a nosotros. Para que podamos salvarnos.

 

Pidamos a Dios que nos cure nuestra ceguera para que le conozcamos bien. Ser ciegos en el conocimiento de Dios es peor que ser ciegos para conocer los colores.

 

9.- También nos pregunta a nosotros si creemos en Él, porque estamos ciegos, no materialmente, sino espiritualmente.

 

10.- ¡Señor, que yo vea! Que te conozca mejor y sepa confesarte ante los hombres.

 

Quinto de Cuaresma-A

El Evangelio de hoy nos narra uno de los milagros más importantes.

 

Resurrección de Lázaro (Jn 11: 1-45)

 

1.- El Evangelio de hoy nos narra uno de los milagros más importantes.

 

2.- El estilo de la narración confirma la historicidad del hecho.

 

3.- Y la reacción de los fariseos confirma el milagro. Ellos no dijeron: «no es Lázaro, es uno que se le parece». O: «Es que Lázaro no estaba muerto, estaba dormido».

 

4.- Sabían que era Lázaro que había resucitado. Por eso pensaron acabar con Jesús porque «con esas cosas se lleva al pueblo detrás».

 

5.- Porque resucitar a un hombre es algo que sólo se puede hacer con el poder de Dios.

 

6.- Que Lázaro estaba muerto realmente se deduce de que olía mal. Su hermana Marta, delicada como mujer, cuando Cristo dice que quiten la piedra, responde:«Señor, que lleva cuatro día enterrado y huele mal».

 

7.- La descomposición de un cadáver es la señal más cierta de la muerte real.

 

Ha habido casos de recuperación después de un encefalograma plano, pero jamás de un cadáver en putrefacción.

 

8.- Y Cristo le devuelve la vida de una voz. Esto es una auténtico milagro.

 

9.- Y Cristo hizo este milagro para demostrar que era Dios.

 

10.- Por eso antes de hacer el milagro elevó a su Padre esta oración: «Gracias Padre porque me has escuchado, y voy a hacer este milagro para que crean en Mí».

 

11.- Pero, ¡que misterios el corazón del hombre! Los fariseos presencian el milagro, no niegan el milagro, y en lugar de creer en Cristo, deciden matarlo.

 

12.- Y es que nadie se convence de lo que no quiere. Los intereses no nos dejan ver la verdad.

 

13.- Por eso debemos tener el corazón limpio, porque sólo «los limpios de corazón verán a Dios».

 

2º Pascua – A

Cristo resucitado se apareció a los Apóstoles.

 

APARICIÓN EN EL CENÁCULO Juan 20:19-31

 

1.- Cristo resucitado se apareció a los Apóstoles.

 

2.-Entró con las puertas cerradas, pues los cuerpos gloriosos no están sometidos a la impenetrabilidad de la materia.

 

3.- Se dejó palpar de Santo Tomás y cenó con ellos. Un fantasma no se puede palpar ni puede cenar con sus amigos.

 

4.- Las palabras de Santo Tomás son un maravilloso acto de fe: SEÑOR MÍO Y DIOS MÍO.

 

5.-Deberíamos decirlas en la consagración de la santa misa. Es una costumbre en la Iglesia desde tiempos remotísimos.

 

6.- Y añadir una oración por los moribundos. Podía ser: «Señor mío y Dios mío, que tu santa redención consiga mi salvación eterna y la de todos los que van a morir hoy. Amén»

 

7.- Primero pedir por nuestra propia salvación, pues hay que ser humildes.

 

Todos podemos tener un mal cuarto de hora. Todos podemos ser pecadores, y tenemos que pedirle a Dios, y a la Virgen, que nos tengan de su mano. Ahora y en la hora de nuestra muerte.

 

8.-Es importante pedir los los moribundos. Hoy la muerte está paganizada. Se deja morir a las personas como perros.

 

Si yo atropello un perro en la carretera, no me detengo a ayudarle a pedir perdón de sus pecados para que muera en gracia de Dios, pues el perro no tiene alma.

 

Pero una persona sí tiene alma, y con frecuencia vemos que ante un moribundo se llama al médico o a la ambulancia, pero se olvidan del sacerdote, que es lo más importante; pues el médico lo más que puede hacer es retrasarle el momento de morir. En lugar de morir hoy morirá más adelante. Pero el sacerdote le da la vida eterna.

 

9.- La oración es infalible cuando se pide algo bueno, y no hay mayor bien en la tierra que una buena muerte.

 

10.- Mi oración consigue un aumento de gracia para los moribundos, que tenían la gracia suficiente, pero para algunos no era eficaz.

 

11.- Si con mi oración consigo que un moribundo al día responda al aumento de gracia, y pida perdón de sus pecados,¡menuda obra de caridad!

 

 

3o. de Pacua – A

Emaús. Este precioso relato de los discípulos que van a Emaús se presta a distintos comentarios.

 

 EMAÚS. Lc 24:13-35

 

 

1.- Este precioso relato de los discípulos que van a Emaús se presta a distintos comentarios.

 

2.- Yo me voy a fijar en uno: Jesús les explica LAS ESCRITURAS porque ellos no las entendían.

 

3.- Eso mismo nos pasa a nosotros, pues como dice San Pedro la Biblia es difícil de entender en algunos pasajes.

 

4.-Por eso la Iglesia quiere que las Biblias católicas tengan notas explicativas.

 

5.- Las Biblias protestantes no tienen notas, pues ellos defienden la libre interpretación. Eso de que cada uno interprete la Biblia a su gusto lleva a los protestantes a enormes y variados errores.

 

6.-Unos niegan la virginidad de María, a pesar de que el Evangelio dice clarísimamente que María no concibió por obra de varón, sino por obra del Espíritu Santo.

 

7.-Otros niegan que María sea Madre de Dios, siendo así que si María es Madre de Jesucristo, y Jesucristo es Dios, María es Madre de Dios. Lo mismo que una mujer es madre del alcalde aunque ella no le haya dado la alcaldía.

 

7.-Otros niegan que Cristo sea Dios, a pesar de que repetidas veces Cristo dijo que Él era Dios, por ejemplo cuando dijo «el Padre y yo somos la misma

cosa».

 

8.- Otros niegan la Santísima Trinidad porque esta palabra no está en el Evangelio. La palabra no está, pero está la verdad. Cristo habló repetidamente del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo.

 

9.-Otros niegan la confesión, a pesar de que Cristo dijo: «a quienes les perdonéis los pecados, les quedan perdonados».

 

10- Otros niegan la Eucaristía, a pesar de que Cristo, tomando pan en sus manos dijo: «Esto es mi cuerpo».

 

11.-No se ponen de acuerdo en nada. Por eso la Iglesia que defiende la UNIDAD DE DOCTRINA, quiere que las Biblias tengan notas explicativas para que todos la entiendan bien. El valor de estas notas es muy importante.

 

12.- La notas deben explicar las palabras y los estilos. Por ejemplo: que una mina no es un yacimiento de carbón, sino una moneda; que un estadio no es un polideportivo, sino una medida de longitud, etc.

 

13.-Y lo mismo los distintos estilos de los géneros literarios. No es lo mismo un género histórico que uno épico, lírico o alegórico.

 

 

 Cuarto de Pacua – A

«Yo soy la PUERTA».

 

 EL BUEN PASTOR. «Yo soy la PUERTA» (Jn 10: 1-109)

 

 

1.- «Yo soy la PUERTA».

 

 2.- Las llaves de la puerta se las ha dado a Pedro, para que abra y cierre, es decir, para legislar, para orientar de lo que es bueno o malo.

 

 3.- Los ladrones no entran por la PUERTA. Se saltan la valla y hacen estragos en el rebaño.

 

 4.- Son los que quieren imponer sus ideas en desacuerdo con la doctrina del MAGISTERIO DE LA IGLESIA. Voy a detenerme en dos puntos:

 

 5.-A: La práctica de la homosexualidad. Quieren que la Iglesia acepte esto, lo cual está contra la Biblia, desde Sodoma y Gomorra hasta San Pablo.

 

 6.- La Iglesia acepta al homosexual como persona; y si se domina, lo respeta, pues el homosexual que se vence puede llegar a santo, que es lo más grande que se puede ser en la vida.

 

 7.- Pero tiene que dominarse, como se domina el heterosexual al que le gusta su vecina cansada.

 

 8.-B: El otro punto en que los ladrones doctrinales quieren imponer sus ideas es en el sacerdocio femenino.

 

 9.- El Papa ha dicho que esto no es posible, pues Cristo no lo hizo; y los sacramentos son como Cristo los hizo. Hoy el feminismo quiere introducirse en el sacerdocio, pero no se pueden cambiar los sacramentos según las modas de los tiempos. Hoy tomamos patatas fritas y Coca-cola, pero no se puede decir misa con patatas fritas y Coca-Cola.

 

 10.- La mujer tiene una gran misión en la Iglesia, pero no el sacerdocio. Si Cristo hubiera querido dar el sacerdocio a las mujeres, se lo habría dado a su Santísima Madre. Y no lo hizo.

 

Quinto de Pascua – A

Cristo es LA VERDAD. Pero hay personas que prefieren su verdad a la de Cristo. Esto es un disparate.

  

 Yo soy la verdad. (Jn. 14, 1-12)

 

 

 1.- Cristo es LA VERDAD. Pero hay personas que prefieren su verdad a la de Cristo. Esto es un disparate.

 

 2.- ¿Qué diríamos del alumno que prefiere su opinión a la del profesor? ¿O del enfermo que prefiere su diagnóstico al del médico?

 

 3.- Si esto es un disparate entre hombres, ¿qué será si lo que se desprecia es la opinión de Dios?

 

 4.- Hay personas que dicen: «el infierno eterno, a mí no me cabe en la cabeza». ¿Es que sólo puede ser verdad lo que cabe en tu cabecita? ¡Arreglados estaríamos! En tu cabecita caben muy pocas cosas.

 

 5.- Esto es tan ridículo como si una hormiga dijera: «el juego del ajedrez no puede ser verdad, porque yo no lo entiendo».

 

 6.- Pero muchas personas sólo admiten los que les gusta o conviene. Pero esto no cambia la realidad objetiva de las cosas.

 

 7.- Después de la muerte conoceremos que Cristo tenía razón.

 

Pero entonces ya es tarde para rectificar. El terrible grito de los condenados es: «¡ME HE EQUIVOCADO!».

 

 

Sexto de Pascua – A

En el Evangelio de hoy nos dice Cristo que si le amamos guardaremos sus mandamientos. Y en una ocasión en que un joven le preguntó lo que hay que hacer para entrar en la vida eterna, Cristo le contestó: «guardar los mandamientos».

 

 «Si me amáis…» (Jn 14:15-21) 

 

1.- En el Evangelio de hoy nos dice Cristo que si le amamos guardaremos sus mandamientos. Y en una ocasión en que un joven le preguntó lo que hay que hacer para entrar en la vida eterna, Cristo le contestó: «guardar los mandamientos».

 

 2.- Ya dice el refrán español: «Obras son amores, y no buenas razones».

 

 3.- Por eso es absurdo eso de los «católicos no practicantes». El ser católico se demuestra con las obras. ¿Qué diríamos de uno que dijera: «yo soy escritor, pero jamas he escrito una línea». O de otro: «yo soy futbolista, pero jamás he dado una patada a un balón. Hay que ser coherentes.

 

 4.- Los protestantes dicen que para salvarse basta la fe. Pero los católicos decimos que además de la fe son necesarias las buenas obras. Ya lo dice Jesucristo en el Evangelio de hoy, y también lo dice el Apóstol Santiago en su carta (2:26): «La fe sin obras está muerta». El demonio cree en Dios, y está en el infierno.

 

 5.- Tampoco bastan las obras buenas sin la fe. Hay ateos que son buenas personas, pero si no creen en Dios, esas buenas obras no bastan. A no ser que su falta de fe sea inculpable. Pero es difícil que entre nosotros haya personas que no hayan tenido ocasión de informarse sobre la fe. El que no tiene fe por falta de interés en informarse, es responsable de su falta de

fe. Su ignorancia es culpable.

 

 6.- Los mandamientos no son imposiciones caprichosas, sino un exponente de la ley natural; por eso incluso los que se consideran ateos se molestan si

se les llama mentirosos o ladrones.

 

 7.- Si todo el mundo los cumpliera, sobrarían todas las cárceles.

 

 8.- El cumplir los mandamientos, a veces, es costoso; pero su cumplimiento perfecciona al hombre. Lo mismo que las ruedas del carro que, aunque pesan, le ayudan a andar; un carro sin ruedas no hay quien lo mueva.

 

 9.- Pero no son imposibles de guardar, con la ayuda de Dios. Decía San Agustín: «Dios no pide imposibles; sino que hagas lo que puedas, le pidas lo que no puedas, y Él te ayudará para que puedas». Y también: «Señor, dame fuerza para lo que me pides, y pídeme lo que quieras».

 

Ascensión del Señor

JESÚS se fue pero nos dijo: «Yo estaré con vosotros hasta el fin de los tiempos». La promesa de Cristo no pueda fallar, por lo tanto su Iglesia es indestructible.

 

Mt. 28:16-20

 Homilía para el séptimo domingo de Pascua – Año A –

Jn. 17:1-11

 

1.- JESÚS se fue pero nos dijo: «Yo estaré con vosotros hasta el fin de los tiempos». La promesa de Cristo no pueda fallar, por lo tanto su Iglesia es indestructible.

 

 2.- La destrucción de la Iglesia podría venir de dentro o de fuera. De dentro por la corrupción de sus miembros; y de fuera aniquilada por sus enemigos.

 

 3.- La Iglesia está formada de hombres, entre los cuales hay pecadores; lo cual es inevitable en una colectividad de hombres libres.

 

 4.- Pero los pecados de los miembros de la Iglesia, a lo largo de la historia, no han acabado con ella.

 

Siempre han existido, y es imposible evitar que en la Iglesia haya pecadores.

 

 5.-De cuando en cuando se organizan en los medios de comunicación campañas contra la Iglesia jaleando los pecados de algunos de sus miembros. Pero es injusto enfatizar los defectos y silenciar el enorme número de sacerdotes y religiosas que son bienhechores de la humanidad. Y muchos hasta el heroísmo, por lo cual son venerados en los altares.

 

 6.- Tampoco la Iglesia será aniquilada por sus enemigos. No lo consiguió el imperio romano, que martirizó a cien mil cristianos, según el historiador alemán Hertling; ni tampoco Stalin que, según los entendidos asesinó a diez millones de cristianos, entre las purgas y los campos de concentración. Ni lo conseguirá nadie. Todos los perseguidores de la Iglesia irán a la tumba, y la Iglesia permanecerá en pie, porque Cristo-Dios se lo ha prometido, y contra Dios no puede nadie.

 

2o Tiempo Ordinario – A

En el Evangelio de hoy Juan Bautista da testimonio de Jesucristo.

 

 Jn 1:29-34

 

1.- En el Evangelio de hoy Juan Bautista da testimonio de Jesucristo.

 

2.- Todos debemos dar testimonio de Cristo, y esto de dos maneras: con la palabra y con el ejemplo.

 

3.- Primero, con la palabra. En esto hay mucha negligencia, falta de interés.

 

Hablaba yo con un ingeniero sueco y le proponía que estudiase la Iglesia Católica para que viera que era la única fundada por Cristo en San Pedro. Y él se me quejó de que llevaba varios meses en España y ninguno de sus compañeros de trabajo le había propuesto su conversión al catolicismo. Se ve que valoran poco su fe, me decía.

 

4.- Todos podemos conocer casos similares. No preocupamos poco de hacer bien espiritual a los demás. De la salud del cuerpo nos preocupamos mucho, y cuando uno está mal todo el mundo le pregunta por su salud. Del alma, no.

 

5.- Otro caso. El otro día recibí una carta, en el CONSULTORIO ESPIRITUAL que tengo en INTERNET, de una señora mejicana preocupada porque su padre, muy mayor y viudo, estaba viviendo matrimonialmente con una mujer sin estar casado con ella. Temía hablarle por miedo a un disgusto. Yo le contesté que era muy triste que para evitar un disgusto dejara a su padre en el peligro de condenarse eternamente.

 

6.- A veces, acercar a Cristo a una persona puede suponer sacrificios. ¡Pero merece la pena! Hacerlo con caridad, prudencia, oportunidad; pero hacerlo.

 

7.- También, confesar a Cristo con las obras. Es triste la frase de Gandi: «Me gusta Jesucristo, pero no me gustan los cristianos». Si Gandi se hubiera convertido, probablemente, con él, la mayoría de la India que es el segundo país del mundo en población, después de China.

 

8.- Es verdad que hay católicos ejemplares, que son un espléndido testimonio; pero también es verdad que hay demasiados católicos ramplones, que no son ejemplo para nadie. ¿En qué grupo estamos nosotros?

 

9.- Debemos ser luz. Si no podemos ser potente foco, seamos pequeña cerilla; pero iluminemos al mundo con la luz del Evangelio.

 

10.- Recuerdo la bonita frase de Teresita González Quevedo, que murió antes de tener veinte años y va camino de los altares: «Madre mía, que quien me mire te vea».

 

11.-Cada uno, según sus circunstancias, debería aplicarse esta frase y procurar que su vida ilumine al mundo con la luz del Evangelio.

 

 

3o Tiempo Ordinario – A

En el Evangelio de hoy se nos narra el comienzo de la predicación de Jesucristo.

 

Mt 4:12-23

 

 

1.- En el Evangelio de hoy se nos narra el comienzo de la predicación de Jesucristo.

 

2.- Y Cristo comienza su predicación con la palabra «ARREPENTÍOS».

 

3.- Esta palabra hoy no cae bien.

 

4.- A veces se oye decir, incluso por la televisión «yo no me arrepiento de nada», a personas cuya mala vida es pública y patente.

 

5.- Encima de pecadores, soberbios. Éstos no tienen perdón. Es el pecado contra el Espíritu Santo del que dice Cristo que no se perdona.

 

6.- Además, la palabra «ARREPENTÍOS» tampoco gusta a los educadores. Es más cómodo y simpático «dejar hacer». Que cada uno haga lo que quiera.

 

7.- Imponer la disciplina, para algunos es represión. Confunden la represión peyorativa con la disciplina y fuerza de voluntad que son positivas.

 

8.- Y el educador que no inculca valores está traicionando su misión de educador y perjudicando a la juventud.

 

9.- La juventud necesita tener una jerarquía de valores. Y hacer lo que apetece no es el supremo de los valores. El joven que no sabe dominarse será una catástrofe el día de mañana.

 

10.- Hay que saber elegir voluntariamente los valores superiores, aunque no sean los más apetecibles.

 

11.- Quien elige voluntariamente el bien es el auténticamente libre. Quien opta por el mal porque le apetece es esclavo de sus apetitos.

 

12.- Por eso es tan importante educar en la disciplina. La fuerza de voluntad se adquiere con el dominio propio, venciendo los apetitos. Ya dijo Aristóteles: «la vía del menor esfuerzo no conduce a la madurez».

 

13. Además, dice el Evangelio que conseguir el Reino de los Cielos exige esfuerzo, porque el camino es cuesta arriba.

 

14.- Todos tenemos que dominarnos. Todos podemos ser mejores. Por eso todos tenemos que arrepentirnos de algo.

 

15.- Pidamos luz al Señor para ver en qué cosas debemos mejorar.

 

16.- Debemos procurar ir subiendo escalones cada día hacia la perfección.

 

17.- Que el Señor nos ilumine para ir mejorando cada día.

 

4º-TIEMPO ORDINARIO-A

En el Evangelio de hoy se nos narran la Bienaventuranzas…

 

 4º-TIEMPO ORDINARIO-A

 

1.- En el Evangelio de hoy se nos narran la Bienaventuranzas.

 

2.- Se llama también el SERMÓN DEL MONTE porque Jesús lo pronunció en una suave ladera de una colina junto al mar de Galilea.

 

3.- Hoy allí se levanta una basílica octogonal en memoria de las ocho bienaventuranzas.

 

4.- Como no hay tiempo para comentarlas todas, me voy a detener en una: BIENAVENTURADOS LOS PERSEGUIDOS POR LA JUSTICIA.

 

4.- Aquí la justicia no se refiere a la policía: entonces los bienaventurados serían los malhechores, lo cual es absurdo.

 

5.- JUSTICIA en la Biblia significa virtud. El sentido es BIENAVENTURADOS LOS PERSEGUIDOS POR SER JUSTOS, POR SER BUENOS.

 

6.- El mundo no tolera la virtud, por eso la ridiculiza y la persigue. Esto es diabólico. El diablo nos tienta para que pequemos, pues no tolera la virtud.

 

7.- Lo lamentable es que la virtud es a veces atacada por quienes debían valorarla. Los que quieren ser buenos se ven menospreciados por los que seconsideran buenos. son llamados antiguos, retrógrados, tradicionales, integristas, etc., dando a estas palabras un sentido peyorativo. Es una humillación que tienen que asumir los que quieren practicar la virtud.

 

8.- Por eso algunos no se atreven a declararse católicos. dicen:«soy católico, pero no practico». Como excusándose de su fe. ¡Vaya un católico inconsecuente!

 

Como quien dice:«soy futbolista, pero jamás le di una patada a un balón».

 

¡Vaya futbolista». O: «soy escritor, pero jamás he escrito una línea» ¡Vaya escritor!.

 

9.- Es verdad que a veces oyes por televisión testimonios ejemplares, como el del famoso doctor Vallejo-Nájera, o el del magnífico rejoneador Álvaro Domecq, que se manifestaron públicamente católicos practicantes.

 

10.- Pero a veces declararse católico trae problemas. Como el gitano aragonés que fue fusilado por los comunistas por llevar un rosario en el bolsillo, y el Papa lo ha subido a los altares.

 

11.- No es fácil que nosotros tengamos que exponer tanto por confesar a Cristo. El padre jesuita Tomás Morales, que va camino de los altares, fundador de los Cruzados de Santa María, dio a sus muchachos este lema: «Dar la cara por Cristo».

 

12.- Demos la cara por Cristo, aunque esto nos traiga problemas. Así estaremos incluidos en esta bienaventuranza: BIENAVENTURADOS LOS PERSEGUIDOS POR SER JUSTOS.

 

En el Evangelio de hoy Cristo nos dice que seamos luz del mundo.

 

 Mt 5:13-16

 

 

1.- En el Evangelio de hoy Cristo nos dice que seamos luz del mundo.

 

2.- El muno está muy mal. Ejemplos recientes de terrorismo, crímenes, etc.

 

3.- Tenemos que procurar cambiarlo, iluminándolo con la luz del Evangelio.

 

4.- No todos podemos ser potentes focos como los de un estadio de fútbol.

 

5.- Pero podemos ser una lucecita, que unida a la de otros iluminar.

 

6.- En un gran estadio deportivo se celebraba un acto religioso. Se pidió a los asistentes que fueran con un mechero. En un momento dado se apagaron las luces. Y el predicador dijo: «que cada uno encienda su mechero». El estadio se iluminó.

 

7.- Nuestra luz es la de Cristo. Nosotros no somos nada, pero trasmitimos la luz de Cristo. Somos como las vidrieras de una catedral. Con el Sol iluminan y embellecen la catedral. Pero sin sol, no sirven para nada.

 

8.- Por eso debemos ser humildes. Toda nuestra luz viene de Cristo.

 

Iluminamos cuando proyectamos la luz de Cristo. Pero si somos un muro de piedra la luz no pasa.

 

9.- Iluminamos con nuestras buenas obras. Pero sin vanidad.

 

10.- El demonio puede tentarnos de que lo hacemos por vanidad, para que nos vean, para que nos estimen, para ser famosos.

 

11.- Lo que él quiere es que por miedo a la vanidad no hagamos el bien.

 

12.- Pues debemos tragarnos la humillación de que otros piensen que obramos por vanidad. Pero no dejar de hacer el bien, que es lo que quiere el demonio.

 

13.- Ante esta tentación del demonio, San Bernardo le contestó: «Ni por ti lo empecé, ni por ti lo voy a dejar».

 

14.- Hagamos el bien «para que el mundo vea nuestras buenas obras» como nos pide hoy Cristo en este Evangelio. Pero con humildad, porque no somos nadie.

 

Como la vidriera de noche, que no se ve. Pero procuremos iluminar el mundo y embellecerlo con la luz de Cristo, como la vidriera con la luz del sol.

 

X Domingo Ordinario – A

Hay textos en el Evangelio que se pueden entender mal…

 

 «Hay más alegría en el cielo….»

 

 

1.- Hay textos en el Evangelio que se pueden entender mal:

 

- «No he venido a llamar a los justos, sino a los pecadores».

 – «Hay más alegría en el cielo por un pecador que se convierte que por noventa y nueve justos que no necesitan convertirse».

 

 2.-Parece que Dios prefiere que seamos pecadores, y no es así.

 

 3.- El aumento de alegría es por ser una alegría distinta, nueva.

 

 4.- Si un joven emigrante vuelve a casa, su madre recibe una gran alegría que no le dan sus hijos que han permanecido junto a ella. Ella hubiera preferido que su hijo no hubiera tenido que emigrar para encontrar trabajo, pero al volver le da una alegría nueva que no le dan los otros hijos.

 

 5.- Si un hijo gravemente enfermo recupera la salud, da a su padre una alegría nueva que no le dan los hijos sanos. Pero el padre hubiera preferido que su hijo no enfermara. Aunque al sanar le da una nueva alegría.

 

 6.- Es el caso de la alegría que recibe el padre del hijo pródigo cuando éste vuelve a casa. El otro hijo se queja de la fiesta que organiza el padre. Pero éste le contesta que la nueva alegría que le da el hijo que vuelve no cambia la alegría que le da el hijo que permaneció a su lado al que le deja todo: «todo lo mío es tuyo».

 

 7.-Es evidente que el Señor quiere que le seamos fieles y no nos separemos de Él.

 

 8.- Pero cuando nos separamos Él sale en busca nuestra, como el Buen Pastor que deja las otras ovejas en el redil y se va en busca de la perdida hasta que la encuentra.

 

 9.- Pero en esta búsqueda el Buen Pastor está sufriendo.

 

 10.- Seamos fieles ovejas que no hagamos sufrir al Buen Pastor que es Nuestro Padre-Dios.

 

XI del Tiempo Ordinario – A

Las vocaciones sacerdotales han disminuido.

 

(Los obreros son pocos)

 

1.- Las vocaciones sacerdotales han disminuido.

 

 2.- Gran parte de los jóvenes no entienden lo de consagrar su vida a un gran

ideal.

 

3.- Sin embargo tenía razón Rabindranath Tagore:

 

«Dormía y soñaba que la vida era alegre. Me desperté y vi que la vida era servicio. Serví, y en el servicio encontré la alegría».

 

4.- Pues el sacerdote es el mayor bienhechor de la humanidad. Todos los demás servicios que reciben los hombres se reducen a esta vida. Sólo el sacerdote ofrece bienes que duran eternamente: la salvación del alma.

 

5.- Esto exige sacrificios. Hay que renunciar a una profesión y a una familia: la que tenemos y la que podríamos formar.

 

 6.- Pero merece la pena consagrarse a Dios para la salvación de las almas.

 

 7.- Y con la ayuda de Dios el sacrificio es llevadero. Cuando Dios llama da la gracia necesaria para que podamos hacer lo que nos pide.

 

 8.- Si el sacerdote es fiel a su vocación, no hay nada en el mundo que le pueda hacer más feliz.

 

 9.- La carencia de sacerdotes es el peor mal para un pueblo. Peor que la carencia de médicos.

 

 

 10.- Pidamos a Dios que haya muchos y buenos sacerdotes dedicados a la salvación de las almas.

 

 

XII Domingo Ordinario

El Evangelio de hoy se presta a diversos comentarios. Yo me voy a detener solamente en el enfrentamiento entre la familia y Dios.

 

 Mt 10:37-42

 

1.- El Evangelio de hoy se presta a diversos comentarios. Yo me voy a detener solamente en el enfrentamiento entre la familia y Dios.

 

2.- A primera vista parece que aquí Cristo menosprecia la familia.

 

3.- Pero no es así. La familia es una institución divina, fundamento de la sociedad, que hay que apoyar y defender por voluntad de Dios.

 

4.- Pero cuando hay que optar entre Dios y la familia, naturalmente hay que optar por Dios, pues Dios es el primero. Nada ni nadie por encima de Dios.

 

5.- Aunque no es frecuente, a veces hay conflictos entre los deseos familiares y Dios.

 

6.- El hijo o la hija quieren consagrarse a Dios, y los padres se oponen, o presentan dificultades al llamamiento de Dios.

 

7.- Otras veces son los hijos los que viven de espaldas a Dios, y los padres, por cobardía o por complacerles, les dejan hacer lo que ellos quieren.

 

8.- Naturalmente, no me refiero a los padres que procuran enderezar a sus hijos, pero éstos no quieren hacerles caso.

 

9.-En la Biblia tenemos dos casos sobre este tema:

 

a) Dentro del misterio del Niño Jesús perdido, él dice: «Debía ocuparme de las cosas de mi Padre». Pone a su Padre Celestial por encima de sus padres de la tierra.

 

b) Dios pide a Abraham que le sacrifique a su hijo, y él está dispuesto a hacerlo. Pero a Dios le basta su aceptación, y le detiene antes de hacerlo.

 

 

XIII Domingo Ordinario – A

El Evangelio de hoy me da pie para hablar del demonio. Dice Cristo que no temamos a los hombres, que lo más que pueden hacer es matar el cuerpo. Que temamos al demonio que puede matar el alma y condenarla al infierno.

 

 Mt 10:26-33

 

 

1- El Evangelio de hoy me da pie para hablar del demonio. Dice Cristo que no temamos a los hombres, que lo más que pueden hacer es matar el cuerpo. Que temamos al demonio que puede matar el alma y condenarla al infierno.

 

2.- Dice Sertillanges que el gran engaño del demonio es hacernos creer que no existe. Así no nos defendemos de él.

 

3.-Algunos creen que el demonio es el mal en general, el mal abstracto. Pero dice el Catecismo oficial de la Iglesia Católica que el demonio es persona.

 

4.- La existencia del demonio es dogma de fe. Dice la Biblia que algunos ángeles pecaron y automáticamente fueron condenados al infierno. Éstos son los demonios.

 

5.- El demonio actúa en el mundo. No sólo en casos dramáticos como las posesiones diabólicas, desde las evangélicas hasta las actuales, como la de la película EL EXORCISTA, que trata de un caso real.

 

6.- También es dramática la existencia de sectas satánicas que dan culto al diablo. Es inconcebible, pero existen.

 

7.- Sin llegar a tanto, todos podemos caer en las tentaciones del demonio. Dice San Pedro que el demonio nos ronda esperando el momento de darnos un zarpazo.

 

8.- Para nuestra tranquilidad, el demonio puede tentarnos presentándonos el pecado agradable, pero no puede tocar nuestra voluntad. Nadie peca, si no quiere.

 

9.- El que acepta la tentación se deja engañar, pues el demonio te quita más de lo que te da.

 

10.- El mejor arma contra el demonio es la oración y el crucifijo. Unidos a Cristo podemos vencerle. Y el demonio huye del crucifijo.

 

 

14 del Tiempo Ordinario – A

«Venid a Mí. Yo os aliviaré»El Evangelio de hoy es muy consolador para todos los que sufren.

 

 «Venid a Mí. Yo os aliviaré» (Mt 11:25:30)

 

1.- El Evangelio de hoy es muy consolador para todos los que sufren.

 

 2.- Jesús te acompaña cuando sufres. Te dice que acudas a Él: «Venid a mi los que estáis agobiados y yo os aliviaré» Como el que va en una bicicleta doble. Si el que va delante pedalea fuerte, el que va detrás no hace esfuerzos.

 

 3.- El sufrir se sobrelleva cuando hay un ideal. Una madre se pasa la noche junto a la cama de su hijo enfermo en una silla, aunque esté incómoda.

 

 4.- Entrenamientos de los deportistas. Sus esfuerzos quedan compensados con la ilusión de la copa. Los ciclistas sacan una media de 50/hora.

 

 5.- Sacrificios de muchas mujeres para no engordar. Sus sacrificios quedan compensados con el deseo de mantener la figura. Renuncian a los bombones.

 

 6.- En sufir con Jesús es redentor. Unirse a la Redención de la Humanidad es lo más grande que se puede hacer en la vida.

 

 7.- La espinas pinchan cuando se pisan, no cuando se besan.

 

 8.- Muchos santos han manifestado que se sentían felices sufriendo por amor a Dios. Así San Francisco Javier y Santa Teresa de Jesús.

 

 9.- El sufrir pasa, pero el mérito de haber sufrido por amor a Dios, durará eternamente.

 

 10.- Decía Santa Teresa:

Nada te turbe.

Nada te espante.

Todo se pasa.

Dios no se muda.

La paciencia

todo lo alcanza.

Quien a Dios tiene

nada le falta.

Sólo Dios basta.

 

15 Tiempo ordinario-A

Parábola del sembrador. Que el fruto depende de la tierra donde cae es algo que la experiencia de todos los días nos lo confirma.

 

Parábola del sembrador (Mt 13:1-23)

 

 

 1.- Que el fruto depende de la tierra donde cae es algo que la experiencia de todos los días nos lo confirma.

 

 2.- Alumnos del mismo colegio y de la misma clase, unos terminan con vocación religiosa y otros ateos. Han oído lo mismo pero la semilla cayó en distinta tierra.

 

 3.- La buena tierra es nuestro corazón. En parte es cosa de la naturaleza; pero sobre todo depende de nuestra voluntad.

 

 4.- Hay personas que prefieren DISFRUTAR a SER MEJOR.

 

 5.- En ellas se cumple lo de la parábola: las malas hierbas, ahogan la buena semilla.

 

 6.- Pero quienes valoran el SER, acogen con amor la semilla de Dios y la hacen fructificar.

 

 7.- Aunque para ello tengan que mortificarse. Ya lo dijo Cristo: «si el grano no se pudre, no germina».

 

 8.- También nos advirtió Jesucristo que el camino de la salvación es estrecho y cuesta arriba: lo que mucho vale, mucho cuesta. Nada de valor se consigue sin esfuerzo.

 

 9.- El que se deja llevar de sus apetitos tendrá el corazón como una selva salvaje. Los árboles frutales que se podan dan mejor fruto.

 

 10.- Los santos y los héroes no han tenido una vida facilona. Pero han sido unos modelos para la humanidad.

 

 

16 del tiempo Ordinario – A

Que los pensamientos de Dios son distintos de los pensamientos de los hombres es evidente.

 

 Parábola de la cizaña (Mt 13:24-43)

 

1.- Que los pensamientos de Dios son distintos de los pensamientos de los hombres es evidente.

 

 2.- A veces se nos ocurre: «Si yo fuera Dios haría…, o no permitiría…».

 

 3.- Muchas veces nos entran ganas de eliminar a los malvados.

 

 4.- Sin embargo Dios deja a la cizaña crecer junto al trigo.

 

 5.- Por dos razones:

A.- Porque su misericordia espera, con el deseo de que se conviertan.

B.- Porque, aunque Dios no quiere el pecado, lo permite para la santificación de los buenos, que son las víctimas inocentes de la maldad de algunos hombres.

 

 6.- Dios saca bienes de los males.

 

 7.- Al final, Dios hará justicia. A la buenos premiándoles por sus buenas obras y virtudes; y los malos, que no se han arrepentido de sus pecados mortales antes de morir, enviándoles al infierno.

 

 8.- La existencia del infierno eterno es dogma de fe. Lo dijo Cristo repetidas veces.

 

 9.- Pero, además, lo confirma la razón.

Sería una monstruosidad perdonar al que no se arrepiente. Después de la muerte ya no es posible el arrepentimiento. El que no se arrepiente antes de morir, va a estar eternamente sin poder arrepentirse; y Dios eternamente sin perdonarle. No porque a Dios le falte misericordia, sino porque al pecador le faltó la condición indispensable de pedir perdón.

 

 17 del Tiempo Ordinario – A

El reino de los cielos es una perla preciosa, un tesoro escondido.

 

 Tesoro escondido (Mt 13:44-52)

1.- El reino de los cielos es una perla preciosa, un tesoro escondido.

 

 2.- Merece la pena darlo todo para conseguirlo.

 

 3.- Pero para eso hay que saber valorar la perla y el tesoro.

 

 4.- Mucha gente miope no alcanza ver más allá de la muerte, y no sabe valorar la vida eterna.

 

 5.- ¿De qué le sirve al hombre ganar el mundo si pierde su alma?

 

 6.- Algunos traductores de la Biblia traducen esta frase así: «¿De qué le sirve al hombre ganar el mundo si sufre detrimento su vida?». Pero según famosos especialistas bíblicos responde mejor al pensamiento de Jesucristo traducir: «¿De qué le sirve al hombre ganar el mundo si pierde su alma?».

 

Esta opinión está apoyada en la doctrina de la COMISIÓN BÍBLICA PONTIFICIA que afirma: «El texto de Mt 16:26: “quid enim prodest homini si mundum universum lucretur, animae vero suae detrimenum patiatur” se refiere a la salvación eterna del alma, no a la vida temporal del hombre» (DENZINGER, Magisterio de la Iglesia, nº 2273).

 

 7.- Esta frase que San Ignacio le repetía a Javier, le hizo abandonar su brillante carrera universitaria y su castillo señorial para consagrarse a la evangelización del reino de los cielos.

 

 8.- Santo Tomás Moro hace de esta frase un acertado comentario en su libro «Diálogo de la fortaleza» (3ª,XV. Ed. Rialp). Podíamos actualizarlo de esta manera:

 

Si yo sé que el mes que viene voy a trasladar mi vivienda a otra localidad para vivir allí el resto de mi vida, no me gasto un dineral en amueblar y decorar la vivienda que voy a abandonar, sino que me dedico a preparar la vivienda donde voy a vivir definitivamente.

 

 

18 de Tiempo ordinario – A

El primer comentario es la broma a Felipe. Le dice que dé de comer a más de diez mil personas (eran cinco mil hombres sin contar mujeres y niños) con cinco panes y dos peces, sin advertirle que él va a multiplicarlos.

 

Mt.14: 13-21 MULTIPLICACIÓN DE LOS PANES

 

 

1.- El primer comentario es la broma a Felipe. Le dice que dé de comer a más de diez mil personas (eran cinco mil hombres sin contar mujeres y niños) con cinco panes y dos peces, sin advertirle que él va a multiplicarlos. Cristo tenía sentido del humor.

 

2.- El segundo que, Cristo antes de comer bendice la mesa. Costumbre muy cristiana para dar gracias a Dios de que podemos comer, y muchos en el mundo no pueden. Pedir también que Dios inspire a los hombres el modo de acabar con el hambre en el mundo.

 

3.- En tercer lugar que se llenaron cinco cestos con las sobras después que todos se saciaron. Dios da comida en abundancia. Si hay hambre en el mundo es porque distribuimos mal.

 

4.- Según un informe de Asociación de Productos Agro-Químicos de Alemania, si se explotara, con la tecnología actual, toda la tierra cultivable, se podrían alimentar, a nivel europeo, 60.000 millones de personas. Es decir, una humanidad diez veces superior a la actual.

 

5.-Por eso si hay hambre en el mundo es por culpa de los hombres.

 

Distribuimos mal. El 15% de la humanidad se come el 85% de la riqueza mundial.

 

6.- Si la humanidad se organizara mejor, difundiendo la cultura, la tecnología, mejorando la distribución, etc. no habría hambre.

 

7.- Pero para esto los hombres tenemos que ser menos egoístas. Ya dijo Pío XII: «Hagamos mejores a los hombres si queremos un mundo mejor».

 

 

19 del Tiempo Ordinario- A

El Evangelio de hoy nos narra la escena que siguió a la multiplicación de los panes.

 

Mt. 14:22-33 Tempestad en el lago.

 

 

1.-El Evangelio de hoy nos narra la escena que siguió a la multiplicación de los panes.

 

2.- Pedro, impulsivo como era, se tira al agua; pero duda y empieza a hundirse. Le pide ayuda al Señor y queda a flote.

 

3.- Esto me sugiere hablar de las dudas de fe.

 

4.- Las dudas de fe son naturales, dada la cortedad de nuestro entendimiento.

 

5.- Pero para que la duda sea pecado no basta nuestra oscuridad. Es necesario rechazar lo que Dios dice o lo que Dios hace.

 

6.- Como el negrito de África ecuatorial que nunca había visto el hielo (no conocía los frigoríficos), y cuando e l misionero le dice que, a veces, con el frío, el agua se endurece y un elefante puede cruzar el lago andando sobre el agua, puede adoptar dos posturas:

 

a) Si lo dice el misionero será verdad, aunque yo no lo entiendo.

 

b) Eso no puede ser verdad, porque yo no lo entiendo.

 

6.- Lo mismo en cuestiones de fe. Si acepto lo que Dios dice o hace aunque yo no lo entienda, no hay pecado.

 

Pero si rechazo lo que Dios dice o hace, porque yo no lo entiendo es un pecado de soberbia contra la fe.

 

7.- La fe tiene un espacio para la duda pues Dios ha querido que la fe sea meritoria, y si fuera axiomática no tendría mérito pues el axioma se impone a toda persona razonable: EL TODO ES MAYOR QUE SU PARTE.

 

8.- Aunque la fe admita la duda, es razonable. Si no fuera razonable los creyentes seríamos unos necios, pues la fe tiene muchas exigencias.

 

9.- Y nadie puede pensar que Santo Tomás o San Agustín eran necios, pues fueron lumbreras de la humanidad.

 

10.- Pero para que la fe convenza hay que conocer los motivos de credibilidad.

 

Muchos son ateos porque no los conocen y nadie se puede convencer de lo que ignora.

 

11.- Otros tiene una cultura religiosa infantil que no encaja con su cultura humana adulta. Lo mismo que ahora no les va el traje de Primera Comunión.

 

12.-Tener una buena formación religiosa da una fe firme y optimista, y se vive con seguridad y esperanza que es lo más bonito de la vida.

 

XX Domingo Ordinario – A

Jesús tenía sentido del humor. El Evangelio no nos habla de las risas de Jesús, pero seguro que se reía y gastaba bromas como la de hoy.

 

 Mt 15:21-28: «Mujer, ¡qué grande es tu fe!»

 

 

1.- En este Evangelio se nos narra una broma de Jesús.

 

2.- Jesús tenía sentido del humor. El Evangelio no nos habla de las risas de Jesús, pero seguro que se reía y gastaba bromas como la de hoy.

 

3.- También fue una broma cuando dejó que San Pedro se hundiera cuando iba hacia Él sobre las aguas del Mar de Galilea.

 

4.- O cuando le dice a Felipe que dé de comer a cinco mil hombres con cinco panes y dos peces, sin advertirle que Él los iba a multiplicar.

 

5.- Lo de la cananea también fue una broma, aunque parecía un insulto, pues la llamó perro.

 

6.- Pero no basta el significado de la palabra, hay que ver la cara que se pone, el tono de voz, la mirada, etc.

 

7.- Llamar a uno sinvergüenza puede ser un insulto o un piropo. Depende de cómo de diga.

 

8.- Y la cananea entendió que era broma, por eso no se molestó, sino que siguió la broma. Por eso contestó: «Pero también los perritos comen de las migas que caen de la mesa de los señores».

 

9.- Es seguro que Jesús tenía un rostro afable. Por eso los niños lo rodeaban y se colgaban de su manto.

 

10.- La afabilidad del rostro de Jesús se aprecia en la foto-robot basada en la imagen de la Sábana Santa de Turín: de una grandeza, de una nobleza, de una unción, de una virilidad, etc…

 

Vigésimo primero Domingo del Tiempo Ordinario – Año A –

El texto de hoy es uno de los más importantes para un católico, pues nos confirma que estamos en la misma Iglesia que Cristo fundó en San Pedro.

 

 Mt. 16:13-20. «TÚ ERES PEDRO»

 

 

1.- El texto de hoy es uno de los más importantes para un católico, pues nos confirma que estamos en la misma Iglesia que Cristo fundó en San Pedro.

 

2.- En primer lugar Cristo fundó una Iglesia, no cuatrocientas. Dice «Mi Iglesia», no «Mis Iglesias. Hoy hay más de cuatrocientas Iglesia cristianas: Iglesia luterana, Iglesia metodista, Iglesia bautista, Iglesia adventista, Iglesia de los mormones, etc., etc.

 

3.- ¿Cuál de ellas es la de Cristo? La católica. Es la única legítima sucesora de la que Cristo fundó en San Pedro.

 

4.- Tenemos por la Historia la lista de los 268 legítimos sucesores de San Pedro. Pedro, Lino, Clemente,…. Juan Pablo II.

 

5.- Las Iglesias protestantes todas han sido fundadas por hombres. Sabemos quién, cuándo y dónde: Los Testigos de Jehová, fundados por Russell en 1879.

 

Los mormones, fundados por Smith en 1870.

 

Los adventistas, fundados por Miller en 1860.

 

Los metodistas, fundados por Wesley en 1739. Y así todos.

 

6.- Ninguna puede decir que fue fundada por Cristo, pues todos los protestantes vienen de Lutero, antes de Lutero no había protestantes. Y Lutero era católico, religioso, sacerdote; se peleó con el Papa, se separó de la Iglesia Católica y fundó la primera Iglesia protestante. Los luteranos fueron subdividiéndose y hoy hay en el mundo más de cuatrocientas Iglesias protestantes. Pero ninguna entronca con Cristo.

 

7.- Además, debajo del Altar Papal en el Vaticano, se han encontrado la tumba y los restos de San Pedro.

 

Hay una continuidad de San Pedro a Juan Pablo II, no sólo histórica sino también arqueológica. Todos los Papas de Roma han dicho misa sobre la tumba de San Pedro, sobre los restos de San Pedro.

 

Quien quiera estar en la Iglesia que Cristo fundó en San Pedro tiene que estar en la Iglesia Católica, la única legítima sucesora.

 

 

Antes de comentar el texto quiero hacer una explicación: Según grandes especialistas bíblicos aquí Cristo cuando dice «de qué le sirve al hombre…

 

 Apártate de mí, Satanás (Mt 16:21-27)

 

1.- Antes de comentar el texto quiero hacer una explicación: Según grandes especialistas bíblicos aquí Cristo cuando dice «de qué le sirve al hombre, … si pierde su vida», se refiere a la vida eterna. Por lo tanto es preferible la traducción de muchas Biblias «si pierde su alma» que la que ha hecho el traductor que hemos leído.

 

2.- El domingo pasado Cristo concede a Pedro un gran privilegio: le hace piedra fundamental de su Iglesia. En cambio hoy le llama Satanás. ¿Por qué?

 

Porque Pedro, llevado de su amor a Cristo, le quiere apartar de la cruz; y como era voluntad el Padre que Cristo redimiera al mundo por la cruz, eso era tentarle.

 

3.- ¿Por qué Dios ha querido redimir al mundo por el sufrimiento? Es un misterio. Podía haber elegido otro modo, pero ha elegido éste.

 

4.- Y nosotros, que tenemos que colaborar con la redención, también tenemos que pasar por la cruz. Después vendrá la resurrección, pero primero la cruz.

 

5.- Esto no lo entiende el mundo, y rechaza todo sufrimiento.

 

6.- No está mal que procuremos paliar el sufrimiento con los medios que tengamos a nuestro alcance. Pero nunca podremos quitar del todo el sufrimiento de la vida. Todo el mundo tiene algo que sufrir: bien físicamente, bien moralmente.

 

7.- El secreto es aceptar lo que no podemos evitar, y buscar ese modo de amar. Besar las espinas, no pisarlas. Todos los santos han practicado la mortificación. No hay santidad sin esfuerzo. La mortificación nos hace progresar espiritualmente. el camino de la perfección es la cruz.

 

8.- Pero la gran respuesta al dolor del mundo es Cristo que ha aceptado la voluntad del Padre de redimir al mundo por la cruz.Cuando sufrimos Cristo está a nuestro lado aunque no lo veamos. Es nuestro Cirineo.

 

 

XXIII Tiempo Ordinario – A

Cristo nos anima a orar en común.

 

Mt 18:15-20

 

1.- Cristo nos anima a orar en común.

 

2.- Esto se puede hacer en muchas ocasiones, por ejemplo bendiciendo la mesa antes de comer, o rezando el rosario en familia o con alguien, etc.

 

3.- Rezar el rosario acompañado, o delante de un sagrario tiene indulgencia plenaria diaria, si se comulga y se reza al final un Padrenuestro por las intenciones del Papa.

 

4.- El valor de las indulgencias está hoy muy olvidado: unos por ignorancia y otros por negligencia.

 

5.- Pero si la Iglesia legisla sobre las indulgencias, es porque reconoce su valor.

 

6.- Recientemente la Iglesia ha reformado las indulgencias. Ha suprimido aquella antigua expresión de trescientos días, siete años, etc., que se prestaba a confusión, porque la gente lo entendía como días y años de los nuestros, y no es así. Se refería a las penitencias que se ponían

antiguamente.

 

7.- La actual legislación sobre las indulgencias ha dejado sólo dos clases: parcial y plenaria.

 

8.- La indulgencia parcial concede a la oración u objeto indulgenciado multiplicar por dos el fervor que se tenga al rezar esa oración o besar el objeto indulgenciado. Se merece el doble.

 

9.- La indulgencia plenaria perdona todo el purgatorio. Quien la gana en la hora de la muerte no pasa por el purgatorio. Y aplicada a un difunto, éste sale del purgatorio.

 

10.- No sabemos si realmente esa indulgencia se aplica a la persona que deseamos. Pero es de esperar, por la misericordia de Dios, que ÉL tenga en cuenta nuestro deseo.

 

11.- La indulgencia plenaria se puede ganar una al día rezando el rosario delante de un sagrario o en común, o haciendo el Vía-Crucis, o media hora de oración delante del Santísimo, o media hora de lectura de la Biblia.

 

11.- Se puede ganar para uno mismo o para un difunto. Ganarla para uno mismo exige tener total aborrecimiento a todo pecado, incluso venial. Pero si se aplica a un difunto, esto no es necesario.

 

XXIV Tiempo Ordinario – A

Cristo dice que debemos prdonar setenta veces siete, es decir, siempre.

 

 Mt. 18:21-35

 

 

1.-Cristo dice que debemos prdonar setenta veces siete, es decir, siempre.

 

2.- Esto no impide que podamos exigir la reparación de los daños injustos que nos hayan hecho.

 

3.- Pero nuestro espíritu no debe guardar rencor. No debemos abrigar deseos de venganza.

 

4.- Lo que es imposible es evitar el dolor de la ofensa. Si me dan un pisotón me hacen daño. No lo puedo evitar. Lo que sí puedo evitar es no responder con otro pisotón.

 

5.- Incluso se dan casos de personas virtuosas que devuelven bien por mal.

 

6.- La parábola del Evangelio de hoy es muy instructiva: el señor perdona a su siervo una gran deuda, y después este siervo no perdona a su compañero una pequeñez.

 

7.- Por eso el señor se arrepiente de su benevolencia con él y le exige su deuda.

 

8.- Es un ejemplo para nosotros. Después de lo que Dios nos ha perdonado, ¿Cómo vamos nosotros a no perdonar a nuestro prójimo?

 

9.- Y no perdonamos porque él se lo merezca, que quizás no se lo merezca; perdonamos porque Dios nos lo pide.

 

10.- Quien no perdona, rezando el Padrenuestro se sentencia.

XXV Tiempo Ordinario – A

La parábola de hoy es enigmática. A primera vista parece que Jesús aprueba una injusticia: Los que han trabajado más deben recibir más que los que han trabajado menos.

 

Mt. 20:1-16

 

1.- La parábola de hoy es enigmática. A primera vista parece que Jesús aprueba una injusticia: Los que han trabajado más deben recibir más que los que han trabajado menos.

 

2.- Sin embargo, la lección de la parábola es que la misericordia de Dios es superior a su justicia.

 

3.- A los que trabajaron de sol a sol se les da un denario, que era lo acordado, pues era el sueldo del trabajo de un día, que se daba diariamente al terminar el trabajo.

 

4.- De suyo, a los que trabajaron sólo una hora habría que darles menos, pero el señor comprende que si les da lo que estrictamente les corresponde no tendrían lo suficiente para vivir y por eso les da más de lo que les corresponde.

 

5.- Pero esa generosidad del señor, a los que trabajaron de sol a sol les parece mal. Y quizás a nosotros también.

 

6.- A veces nos enteramos de que uno que ha llevado una vida libertina, a la hora de la muerte se confiesa y se salva. Y alguno puede pensar: ¡Que suerte fulano, durante su vida ha hecho lo que ha querido prescindiendo de Dios y a última hora se ha salvado; y yo toda la vida venciéndome para poder salvarme!

 

7.- Esto huele a envidia. Evidentemente que si queremos salvarnos tenemos que vencernos, porque el camino del cielo es estrecho y cuesta arriba. Pero si Dios le quiere conceder la salvación a otro a última hora, ¿Por qué me va a parecer mal?

 

8.- ¿Vamos a ser envidiosos porque Dios es misericordioso?

 

9.- Con todo, ya sabemos que en el cielo hay muchas mansiones, y el que más ha merecido, más recibirá.

XXVI del Tiempo Ordinario – A

Lo que vale es hacer la voluntad de Dios, no las palabras. Uno le dice que sí y luego no va. El otro le dice que no, pero va. Esto es lo que vale.

 

Mt. 21:28-32

 

1.- Lo que vale es hacer la voluntad de Dios, no las palabras. Uno le dice que sí y luego no va. El otro le dice que no, pero va. Esto es lo que vale.

 

2.- Lutero introdujo la palabra SOLA, en su traducción alemana de la Biblia cuando San Pablo dice, en Romanos 3:28, que el hombre se justifica por la fe. Pero la palabra SOLA no está en el texto original.

 

3.- Por otra parte Santiago nos advierte que el hombre no se justifica SÓLO por la fe, sino que son necesarias las obras (2:24).

 

4.- Y Cristo dijo repetidas veces que si le amamos, cumplamos los mandamientos.

 

5.- Cuando Jesús dice que las prostitutas nos precederán en el reino de los cielos se refiere a las prostitutas que se convirtieron por la predicación del Bautista.

 

6.-Porque sin arrepentimiento no es posible el perdón. Sería una monstruosidad, que Dios no puede hacer, perdonar al que no quiere arrepentirse.

 

7.- La parábola del administrador ladrón es muy clara. Supongamos que cuando el administrador ha logrado que su señor le perdone la deuda de lo que le había robado, antes de salir se vuelve y le dice: «Pero sepa Vd. que le voy a seguir robando, pues me ha ido muy bien». Esto es una burla

 

8.- Pues de Dios no se ríe nadie. Lo dice la Biblia.

 

9.- Pedir perdón sin propósito de enmienda suena a burla.

 

10.- La infinita misericordia de Dios, nos lo perdona todo; pero es necesario que estemos arrepentidos y tengamos deseo de corregirnos.

 

11.- Confiemos en esta misericordia infinita de Dios y pidámosle su gracia para arrepentirnos y enmendarnos.

 

12.- Y en esto acudamos a María Santísima a pedirle su ayuda, que como Madre nuestra está siempre dispuesta a socorrernos.

 

 

XXVII Tiempo Ordinario – A

Esta parábola se refiere al rechazo que los judíos tuvieron con Cristo.

 

Mt. 21:33-43

 

1.- Esta parábola se refiere al rechazo que los judíos tuvieron con Cristo.

 

2.- Esto no se entiende. El historiador jesuita P. García Villoslada me dijo que es porque Cristo vino a redimir al mundo entero, y los judíos esperan a su mesías particular que les dé a ellos el dominio del mundo entero.

 

3.- Cuando estuve en Tierra Santa me dieron un prospecto turístico de Israel donde están los judíos más famosos de la historia: desde Moisés, Gedeón y Josué hasta Ben Gurión, que fue el realizador del Estado de Israel.

 

4.- Sin embargo, en ese prospecto no está Jesucristo. Y Jesús ha sido el judío más conocido de la Historia: hoy se le conoce en el mundo entero, y hace dos mil años que murió.

 

5.- A los grandes personajes, al cabo del tiempo, se les admira, pero no se les ama. Hoy nadie ama a Cervantes o a Miguel Ángel.

 

Jesús es el más amado de la Historia. Hombres y mujeres dan la vida por amor a Él. Unos de golpe en el martirio, y otros gota a gota, viviendo sólo para Él. Son miles y miles en el mundo entero.

 

6.- Y Jesús es el que más ha influido en la Historia. Valores hoy aceptados en el mundo entero, son de origen cristiano.

 

7.- Sin embargo hoy hay un acercamiento a Jesucristo. Yo recibo una revista de judíos cristianos.

 

En Nueva York vi jóvenes universitarios con camisetas que ponía: JEWS FOR JESUS = LOS JUDÍOS POR JESÚS.

 

8.- Pidamos a Dios por la conversión de los judíos, pues este pueblo, de grandes valores, convertido al catolicismo, puede ser un gran beneficio para

la humanidad entera.

 

XXVIII del Tiempo Ordinario – A

El Evangelio que acabo de leer me da pie para dos explicaciones y dos consideraciones.

 

 Mt 22:1-14

 

 

1.- El Evangelio que acabo de leer me da pie para dos explicaciones y dos consideraciones.

 

2.- La primera explicación es que, parece que, el traje de la fiesta lo daban a la entrada, por lo tanto el que no lo llevaba no es por no poder llevarlo, sino por no haber querido preocuparse de tenerlo.

 

3.- La segunda explicación es que claramente Jesucristo se refería al rechazo de los fariseos.

 

4.- La primera consideración es que el rechazo de los fariseos motivó que el mensaje de Jesús se llevara a otros pueblos antes de que el pueblo judío se hubiera hecho cristiano.

 

5.- La segunda consideración es a propósito del rechinar de dientes» de los condenados.

 

6.-Esta expresión sugiere desesperación.

 

7.-La desesperación es el gran tormento del condenado: «Pude salvarme y no quise. Imbécil de mí.¡Maldito yo!

 

8.-Un ejemplo para explicar esta desesperación es la del muchacho que, navegando en un trasatlántico, en alta mar se tira al agua, por una apuesta, con la condición de que den la voz: «hombre al agua».

 

Pero mientras llega el aviso al capitán y gira el barco para buscarlo, dan las vueltas donde él no está.

 

Como es de noche, aunque le buscan con los focos, no lo encuentran.

 

Y dadas la vueltas reglamentarias, el barco enfila de nuevo su rumbo.

 

Cuando el muchacho ve que se le va el barco, su salvación, su esperanza, su vida, y se queda en alta mar para ser devorado por los tiburones, le entra una tremenda desesperación: «He sido idiota. Por una apuesta, por una tontería, he perdido toda esperanza, y me quedo aquí sin salvación para ser pasto de los tiburones».

 

9.- Ésta es la desesperación del rechinar de dientes.

 

10.- Y esto por toda la eternidad, pues el infierno es eterno: DOGMA DE FE.

 

 

XXIX del Tiempo Ordinario – Año A

Los fariseos le ponen a Cristo una trampa sin salida.

 

 Mt. 22:15-22 (Pagar al César)

 

 

1.- Los fariseos le ponen a Cristo una trampa sin salida.

 

2.- Si dice que hay que pagar, se indispone con el pueblo que detestaba los tributos al Impero Romano de ocupación.

 

3.- Si dice que no hay que pagar se indispone con la Autoridad que cobraba los tributos.

 

4.- Si dice que sí, malo. Si dice que no, peor.

 

5.-Pero los fariseos no contaban con el talento de Jesús. Como no puede decir ni sí, ni no, no dijo ni sí ni no. Se sale por la tangente.

 

6.-«-Enseñadme una moneda.

 

- ¿De quién es esta inscripción?

- Del César.

- Pues dad al César lo que es del César y a Dios lo que es de Dios».

 

7.-A Dios lo que es de Dios y al mundo lo que es del mundo.

 

8.- Dios lo que quiere es nuestro corazón, nuestro amor, nuestra fidelidad, etc.

 

10.- Además de la inteligencia Cristo tuvo otros valores como hombre pues Cristo ha sido el más grande de la Historia.

 

11.-Valentía, ternura, dominio propio, y sobre todo su divinidad.

 

12.- Fue el único hombre de la humanidad que afirmó ser Dios y lo confirmó con sus milagros.

 

 

 

Treinta del Tiempo Ordinario – A

El mandamiento más grande. Cristo resume toda su doctrina en un mandamiento doble: Amar a Dios y al prójimo.

 

 Mt 22:34-40

El mandamiento más grande.

 

1.- Cristo resume toda su doctrina en un mandamiento doble: Amar a Dios y al prójimo.

 

2.- Primero, amar a Dios sobre todas las cosas.

 

3.- Esto supone estar dispuesto a perder todas las cosas antes que ofenderle.

 

4.- En teoría esto es fácil de aceptar. En la práctica no lo es tanto.

 

5.- Todo el que peca es porque prefiere algo más que a Dios, pues hace lo que Dios no quiere.

 

6.-La segunda parte de este mandamiento manda el amor al prójimo.

 

7.- Cristo nos pone una regla magistral: amar al prójimo como nos amamos a nosotros mismos.

 

8.- Esto quiere decir:

a) no hagas a otros lo que no quieres que te hagan a ti.

b) pórtate con los demás como te gusta que se porten contigo.

 

9.- Si todos cumpliéramos este consejo de Jesús, la vida en este mundo sería un pedazo de cielo.

 

10.- Pero el egoísmo es la madre de todos los males.

 

11.- Ofendemos a Dios porque preferimos hacer lo que nos gusta o conviene antes que la voluntad de Dios.

 

12.- Ofendemos a nuestros hermanos porque nos queremos a nosotros mismos más que a ellos, desoyendo el consejo de Cristo de que los amemos como a nosotros mismos.

 

13.- Pero Cristo quiere más: que nos portemos con ellos como nos portaríamos con el mismo Cristo, pues Él se pone en el sitio de ellos.

 

XXXI del Tiempo Ordinario

Los protestantes nos acusan a los católicos que no cumplimos este mandato del Señor, pues llamamos «Padre» a los sacerdotes.

 

 Mt 23:1-12

No llaméis a nadie Padre.

 

1.- Los protestantes nos acusan a los católicos que no cumplimos este mandato del Señor, pues llamamos «Padre» a los sacerdotes.

 

2.- Es verdad que Jesucristo dice en el Evangelio: «No llaméis a nadie Padre» (San Mateo, 23:9). Pero esto se lo dice a sus discípulos, pues entre ellos todos eran hermanos.

 

3.- Pero el pueblo es lógico que llame Padre a los sacerdotes por respeto a la persona que les transmite la doctrina y la gracia de Dios.

 

4.- El mismo San Pablo que sabía muy bien cómo había que interpretar las palabras de Cristo, se hacía llamar Padre: «No os escribo esto para avergonzaros, sino para amonestaros como a hijos míos muy queridos. Porque aunque tuvierais diez mil pedagogos en Cristo no por eso tenéis muchos padres, ya que el que os ha engendrado en Cristo por medio del Evangelio he sido yo»(Primera Carta a los Corintios, 4:14s)

 

5.-Él mismo llamó «hijo» a Timoteo en las dos cartas que le escribe: Segunda Carta a Timoteo,1:2; 2:1

 

6.-Y lo mismo a Tito (Carta a Tito,1:4). Por lo tanto es lógico que ellos le llamaran a él «Padre».

 

7.- San Juan llama «sus hijos» a los que andan en la verdad: Segunda Carta de San Juan, 1:4

 

8.-Jesús también usó la palabra «padre» en la parábola del «Hijo pródigo»: (SAN LUCAS, 15:11-32)

 

9.- Sería ridículo pensar que Jesús nos prohibe llamar «padre» a la persona que nos ha traído a este mundo.

 

10.- El sentido que dan los protestantes a esta frase no es lo que Cristo pretendió al decirla.

 

XXXII Domingo Ordinario (Ciclo A)

La parábola que acabo de leer me da pie para comunicaros un pensamiento que yo me he hecho varias veces. La semana pasada he llegado de América.

 

Mateo, 25:1-13

 

1.- La parábola que acabo de leer me da pie para comunicaros un pensamiento que yo me he hecho varias veces. La semana pasada he llegado de América.

 

España llevó a Hispanoamérica el castellano, y hoy se habla allí con más precisión que en España.

 

2.- Por ejemplo: a) Aquí decimos: "Venme a buscar a tal hora" y en América dicen: "Venme a recoger". Mejor dicho. No se trata de buscar algo que se ha perdido, o que no se sabe dónde está.

 

b) En las autopistas de España se lee: "Cambio de sentido". En las de América: "RETORNO". Más breve y más claro.

 

c) En España decimos: "El tráfico circula muy lento". En América dicen: "El tránsito…". Mejor dicho, pues el tráfico es propio de las divisas, las drogas, etc.

 

3.- Lo mismo pasa en la parábola de hoy. Nuestra Biblia habla de vírgenes prudentes y vírgenes necias.

 

a) La palabra VIRGEN solemos referirla sólo a María Santísima. Sería mejor hablar de muchachas.

 

b) Nuestra Biblia dice "prudentes", y en América dicen "previsoras". Está mejor dicho, pues prudente es el que evita un peligro innecesario, y aquí se trata de prevenirse.

 

c) Nuestra Biblia dice "necias", y ellos dicen desprevenidas. Mejor dicho pues necio=estúpido, y aquí se trata de no prevenir.

 

4.- La parábola refleja la costumbre hebrea de las amigas de la novia acompañándola hasta la llegada del esposo.

 

5.- La vuelta del esposo se refiere a la muerte. Es el encuentro del alma con Jesús. Se recibe con gozo por las previsoras. Si estamos preparados para una buena muerte, ésta no tiene matiz triste.

 

6.- El aceite son las buenas obras. Su valor es intransferible. Cada uno debe atesorar para sí mismo.

 

Este valor no se puede ceder a otra persona. El valor satisfactorio sí se puede ceder en favor de las almas del purgatorio.

 

Y ellas pueden ayudarnos con su intercesión. Seamos devotos de la almas del purgatorio.

 

 

Trigésimo Tercer Domingo del Año – Año A –

Trigésimo Tercer Domingo del Año – Año A – Mt. 25:14-30 (Parábola de los talentos)

 

 Trigésimo Tercer Domingo del Año – Año A – Mt. 25:14-30

 (Parábola de los talentos)

 

 

1.- El talento era una moneda de aquel tiempo de mucho valor. En la época del Evangelio, el talento era una unidad contable que equivalía a unos cincuenta kilos de plata, y se empleaba para medir grandes cantidades de dinero. Era equivalente a unos seis mil denarios, y un denario aparece en el Evangelio como el jornal de un trabajador del campo.

 

2.- El mensaje es que Dios da a cada uno los dones según su capacidad.

 

3.- Y después exige según los dones recibidos.

 

4.- La justicia no está en dar a todos por igual, sino en dar a cada uno lo que le corresponde.

 

5.- Sería ridículo que una madre, para ser muy justa, da a sus hijos los pantalones con el mismo largo, teniendo uno dieciséis años y el otro siete.

 

6.-Tenemos que sacar partido a los dones recibidos de Dios para hacer el bien a los demás.

 

7.- Dios no nos da los dones para que los usemos exclusivamente en bien nuestro.

 

8.- Además en el servicio al prójimo esta la mayor felicidad de la tierra.

 

9.- Lo dijo el poeta indio Tagore: Soñé que la vida era la felicidad.

 

Desperté y advertí que la vida era servicio. serví y encontré en el servicio la felicidad.

 

10.- Que la muerte no nos sorprenda con las manos vacías.

 

 

XXXIV del Tiempo Ordinario – A

El Evangelio habla del juicio final.

 

 Festividad de Cristo Rey Mt. 25:31-46

 

 

1.- El Evangelio habla del juicio final.

 

2.- La materia del juicio sin las obras de caridad.

 

3.-Cristo es el Rey del universo y de cada uno de nosotros.

 

4.- Es una de las fiestas más importantes del calendario litúrgico, porque celebramos que Cristo es el Rey del universo.

 

5.- La fiesta de Cristo Rey fue instaurada por el Papa Pío XI el 11 de Marzo de 1925. El Papa quiso motivar a los católicos a reconocer en público que el mandatario de la Iglesia es Cristo Rey.

 

6.-En la fiesta de Cristo Rey celebramos que Cristo puede empezar a reinar en nuestros corazones en el momento en que nosotros se lo permitamos, y así el Reino de Dios puede hacerse presente en nuestra vida.

 

7.- La Iglesia tiene el encargo de predicar y extender el reinado de Jesucristo entre los hombres. Su predicación y extensión debe ser el centro de nuestro afán vida como miembros de la Iglesia. Se trata de lograr que Jesucristo reine en el corazón de los hombres, en el seno de los hogares, en las sociedades y en los pueblos. Con esto conseguiremos alcanzar un mundo nuevo en el que reine el amor, la paz y la justicia y la salvación eterna de todos los hombres.

 

8.- Para lograr que Jesús reine en nuestra vida, en primer lugar debemos acercarnos a la Eucaristía,

 

9.- La Santa Misa es el acto oficial del culto que debemos dar a Dios.

 

10.- Reflexionemos sobre el valor de la misa.

 

 

Autor: Padre Jorge Loring, S. J.

www.catholic. net
Comentarios
No hay comentarios en “Homilías del Ciclo A”


css.php