Encuentra.com
inicio
Contacto RSS

Untitled Document
Untitled Document

El Papa y los divorciados: ¿ya se puede?

Luis FernandoValdés
9 marzo 2014
Sección: Blog, Fe y razón

El Santo Padre pidió recientemente misericordia hacia los divorciados; pidió no condenarlos sino caminar con ellos. Días antes Francisco elogió un discurso del card. Kasper que pedía reconsiderar que los divorciados vueltos a casar puedan recibir la Comunión. ¿Ha cambiado la postura de la Iglesia?

En el reciente consistorio de Cardenales, el Papa pidió a los purpurados que consideren la manera de incorporar a los divorciados a la acción pastoral de la Iglesia, como preparación para el próximo sínodo de obispos en octubre de este año.

Entre las intervenciones más sonadas fue la del teólogo y cardenal alemán, Walter Kasper, , pues el Papa mismo alabó su ponencia, la cual incluye la posibilidad de dar la Comunión sacramental a los divorciados vueltos a casar (lo cual hasta hoy está expresamente prohibido).

Con buen humor, el 20 de febrero pasado, el Papa comentó a los purpurados: “ayer por la noche volví a leer –¡pero no para dormirme!– el trabajo del cardenal Kasper, y querría darle las gracias porque encontré teología profunda y pensamiento sereno”.

Entonces, ¿el Papa da por buena la conclusión de Kasper? ¿Ya se puede el divorcio? ¿Ya se puede dar la Comunión a los divorciados que se vuelven a casar?

Para sorpresa de todos, si leemos la ponencia del Cardenal alemán, su mensaje afirma la doctrina tradicional y versa sobre la belleza de la familia tradicional. Reafirma la indisolubilidad del matrimonio, pero pone el énfasis en la fe y en la gracia del sacramento del matrimonio para mitigar lo jurídico.

Kasper elabora un discurso claramente teológico: la familia a luz de la creación, luego herida por el pecado y redimida por Cristo; se detiene en la familia como “Iglesia doméstica”, como clave para ayudar a los que ahora viven diversas realidades familiares (padres difuntos, separados, huérfanos, ancianos, etc.).

Es en el último punto del discurso del purpurado dónde se habla de los divorciados vueltos a casar. El tema central está en cómo hacer compatible la misericordia de Dios con el mandato divino de la indisolubilidad.

Mons. Kasper apunta dos hipótesis, cuyas “respuestas serán tarea del Papa y del [próximo] sínodo”. 1) Si el tema de la nulidad matrimonial, que actualmente sólo se puede resolver por vía de un tribunal judicial, se pudiera también resolver por vía pastoral, mediante “un sacerdote con experiencia espiritual y pastoral, como un penitenciario o vicario episcopal”. Dicho sea de paso, esto supondría una auténtica “revuelta” canónica, pero no doctrinal.

2) Hay personas divorciadas y vueltas a casar civilmente, cuyo matrimonio religioso sí es válido (y por tanto indisoluble). El card. Kasper dice que una minoría de ellos buscan realmente volver a los sacramentos. Para esos pocos propone que, después de un tiempo de penitencia y de discernimiento, sean admitidos a la confesión y a la comunión, como una medida de “tolerancia” mas no de “reconocimiento” a su nuevo matrimonio. (Esta hipótesis será muy difícil de hacer compatible con la doctrina vigente).

Conclusión. No ha cambiado la doctrina de la Iglesia sobre la indisolubilidad del matrimonio ni sobre los divorciados vueltos a casar. Tampoco ha habido ninguna nueva indicación por parte del Santo Padre. Ni cambia la disciplina que prohíbe que estas personas pueden comulgar.

Sólo hubo un discurso lleno de misericordia, que rechaza el rigorismo (y por esto lo alabó el Papa Francisco), y que refleja el deseo de acercamiento de la Iglesia hacia a los divorciados vueltos a casar.

lfvaldes@gmail.com

Columna


Padre Luis-Fernando Valdés: Licenciado en Filosofía (U. Panamericana, México) y Doctor en Teología (U. Navarra, España), en este blog comenta las noticias más importantes de la semana, con un enfoque filosófico, desde la razón creyente.

Profesor de Teología de la Revelación y Teología Moral Fundamental, ha seguido semana a semana el Pontificado de Benedicto XVI y ahora los primeros pasos del Papa Francisco.

Comentarios
13 Comentarios en “El Papa y los divorciados: ¿ya se puede?”
  1. Daniel Dijo:

    Que hacer cuando se conocen personas que viven claramente una situacion fuera de las normas de la Iglesia – en este caso divorciados vueltos a casar , y se acercan a Comulgar? es deber detenerlos?

  2. Miguel Angel de Cuernavaca. Dijo:

    EL ESBOSO DE PROPUESTA PARA LA SITUACION SACRAMENTAL DE LOS DIVORCIADOS Y VUELTOS A CASAR (por cuenta del cardenal alemán Walter Kasper)… ES MISERICORDIOSA Y TRATA DE INTEGRAR A LOS DIVORCIADOS A LA IGLESIA, INDUDABLEMENTE CON LA MEJOR INTENCION… PERO CON QUE CRITERIO Y QUIENES PUDIERAN APLICAR TOLERANCIA MISERICORDIOSA O RIGORISMO LEGAL…? ¡ NO ES FACIL !. HABRIA QUE ANALIZAR LAS CAUSAS Y CONDICIONES DE CADA DIVORCIO… OJALA Y DIOS EN SU SABIDURIA ORIENTE A LA IGLESIA PARA QUE ÉSTA SEA MENOS RIGORISTA Y MÁS MISERICORDIOSA

  3. Ricardo Dijo:

    Dios tiene la ultima palabra acerca de los divorciados vueltos a casar, es algo difícil ya que como dijo Miguel Angel, seria un tanto difícil ya que aveces se da el divorcio por cosas simples, pero si hay otros casos que es mejor un divorcio, Dios en su infinita misericordia guié a la iglesia.

  4. Luis Ignacio Calvo Osio Dijo:

    Pienso que el tema dará mucho de que hablar, realmente tenemos que preguntarnos como queremos ver la vida matrimonial, es decir, ¿la queremos ver conforme a la visión de Dios Nuestro Señor? o ¿la queremos ver conforme a nuestras circunstancias personales y visión que por naturaleza es limitada? Por otra parte, pienso que las personas (que se van a casar) tienen que valorar y reflexionar seriamente si quieren vivir un matrimonio que es para toda la vida como enseña Jesucristo y sobre todo, que en ese tiempo de vida conyugal que nos de Dios, estamos dispuestos a luchar por lograr toda una vida juntos y que beneficie también a nuestros hijos… que serán futuros ciudadanos y quienes tienen derecho a tener unos padres no perfectos pero, que luchan y se aman todos los días por salir adelante en todas las facetas…Al final del día, es una vocación y no todos tienen las mismas capacidades para esta vocación, como por ejemplo, los casados no estamos hechos para el sacerdocio sacramental, es decir, yo como casado no puedo querer ser un cura. Por otra parte, también pienso que cada vida tiene su historia y que de verdad es triste el divorcio por que al final del día, lástima a la (s) persona (s) e hijos, creo que los que nos casamos lo hacemos con la ilusión de compartir toda una vida juntos y claro que habrá dificultades pero ahí esta también lo bello del matrimonio y es que Jesucristo nuestro Señor, a los que estamos casados nos asiste con su gracia además de todas las bendiciones que nos da por el solo hecho de recibir este sacramento que para mi, ha sido lo más maravilloso que Dios me ha podido dar cuando Él no tenía por que dármelo…
    Yo invitaría a reflexionar que el matrimonio es maravilloso pero exige luchar cada día y sobre todo, como decía Juan Pablo II y ahora también lo dice nuestro querido Papa Francisco hay que meter a Dios en nuestro matrimonio y saber decir a nuestro Cónyuge “Por Favor, Gracias y Perdón”.
    Un saludo a todos y oremos para que la institución matrimonial se fortalezca y seamos un verdadero reflejo del amor que Dios nos tiene… un claro modelo la Sagrada Familia.

  5. rogelio Dijo:

    CREO QUE HAY UNA VERDAD Y ES AUTENTICA ES LA QUE DICE EL SEÑOR JESUS Y LOS TEOLOGOS SABEN BIEN ESTO Y NOSOTROS NO PODEMOS TRANSGEDIRLOS , EL MATRIMONIO ES UNICO “LO QUE DIOS A UNIDO EL HOMBRE NO LO PUEDE SEPARAR” PIENSEN BIEN ESTO ANTES DE EQUIVOCARSE , NOSOTROS NOS CONDENAMOS POR NUESTRA PROPIA IGNORANCIA.

  6. Leonie Dijo:

    Entiendo el punto sobre la misericordia, pero en Marcos 10, 11 Jesus habla especificamente del divorcio y dice: ” cualquiera que repudie a su mujer y se case con otra, comete adulterio contra aquella” para mi esta claro, no nos podemos saltar las palabras de Jesus. Pero aunque estas personas no puedan comulgar, igual pueden buscar a Dios, y al final de la vida Dios los va a juzgar segun su misericordia, como a todos.

  7. Zulema Hurtado Dijo:

    ME PARECE UNA BUENA ACEPTACION, YA QUE EXISTEN ESTOS CASOS Y NO SE SABE COMO SOLUCIONAR Y DAR CONSEJO Y ACOMPAÑAR A ESTAS PERSONAS.

  8. Marìa Mercedes Ramìrez Guevara Dijo:

    Creo yo es una forma de ayudar a aquellos que se unieron, pero que luego fueron abandonados. Se realizó un matrimonio, pero uno de ellos mintió en el corazón y no amó a su pareja. Estas personas abandonadas con el tiempo encuentran a otras con las cuales desean unirse, pero también desean la bendición de Dios. Para ellos Misericordia y una solución no tan fuera de sus alcances. Que el Espíritu de Dios ilumine a la Iglesia y pueda ayudar a los divorciados que pretendan unirse con otra pareja o ya están unidos.

  9. Ricardo Dijo:

    El hombre por naturaleza es un ser imperfecto, que comete errores, la Iglesia no debe olvidar a aquellos hijos que salieron del camino, mis oraciones estarán para que siempre sea misericordiosa y que sea una Iglesia para todos.

  10. maria barraza Dijo:

    creo yo es una forma muy inportante de ayudar a las personas divorciadas, a asercarse a Dios. instruyendolas aexpiicando los valores,de los sacramentos y mandamientos. especial mente el de la penitencia uy eucaristia . porque nuestras hermanos se estan yendo a las sectas por que dicen en otras relijiones es mas facil. y yo digo aparte de que estan sufriendo por sus divorcios estan restrinjidos que no pueden recivir a cristo en su corazon

  11. ALMA ROSA MARTINEZ Dijo:

    OJALA NOS DEN UNA BUENA NOTICIA PRONTO!!! ESTOY CASADA AL CIVIL CON UN DIVORCIADO , TENEMOS 17 AÑOS YA!!! SOMOS MONOGAMOS Y CATOLICOS, PARA CUANDO VAMOS A PODER CONFESAR Y COMULGAR? SOMOS RESPETUOSOS PERO EN NUESTRO CASO MUY PARTICULAR ESPERAMOS MISERICORDIA Y BONDAD PARA QUE SE NOS PERMITA RECIBIR ESTOS SACRAMENTOS.
    GRACIAS.

  12. goupil juan sebastian jose Dijo:

    tristemente veo la mala formación de muchos cristianos, el matrimonio es un sacramento instituido por Cristo mismo,el hombre no puede adulterarlo.Si el matrimonio fracasó la vida debe continuar como celibe,si estoy en pareja la solución
    es separarme y confesarme.Si esto no puedo lograrlo debo concurrir a Misa los domingos y pedirle al Señor la Gracia necesaria para obtener la Misericordia y la Salvación.No hay que desesperar si tenemos Fe.

  13. Diana Dijo:

    Qué interesantes publicaciones!. Nos aclaran muchas cosas!. Nos ayudan a entender muchos aspectos que sólo oímos y que muchas veces los medios de comunicación distorsionan a su conveniencia. Para amar a la Iglesia y pedir al Espíritu Santo que nos asista!




Untitled Document
 

css.php