Encuentra.com
inicio
Contacto RSS

Calendarioo
Litúrgico 2012
o
calendario 2010
Donativoso

Donar
Descargaso


Jesús predica la conversión

Pbro. Dr. Enrique Cases
14 julio 2012
Sección: Biblia e Iglesia, Biblia en la Teología, Caminando con Jesús, Confesión, Enseñanzas de la Biblia, Imitación de Cristo

La conversión es un cambio profundo de la mente y del corazón. El que se convierte se da cuenta de que algo debe cambiar en su vida

La predicación pública de Nuestro Señor Jesucristo empezó con una llamada a la conversión: «se han cumplido los tiempos y se acerca el Reino de Dios; convertios y creed en la Buena Nueva« (Mc. 1, 15) Más adelante irá explicando las características del Reino, pero desde un principio se advierte que hace falta una postura nueva de la mente para poder entender el mensaje de salvación.

Pone a los niños como ejemplo de la meta a que hay que llegar. Hay que «hacerse como niños» o «nacer de nuevo», como dirá a Nicodemo (cfr. Jn. 3, 4) La conversación con la mujer samaritana es un ejemplo práctico de cómo se llama a una persona a la conversión. A Zaqueo también lo llama a cambiar de vida, a convertirse. Lo mismo hará con otros muchos.

Sus parábolas sobre la misericordia divina son llamadas a la conversión contando con que nuestro Padre Dios está esperando la vuelta del pecador. Hasta en los últimos momentos de su vida, cuando le van a prender en el huerto, llama a Judas -amigo., ofreciéndole la oportunidad de la conversión.

SAN JUAN BAUTISTA PREPARÓ LA VENIDA DEL MESÍAS

 

Cuando los sacerdotes de Jerusalén enviaron a preguntar a Juan Bautista quién era, contestó: «Yo soy la voz que clama en el desierto: enderezad el camino del Señor, como dijo Isaías. (Jn. 1, 23) Con estas palabras indica que preparaba el camino del Mesías, que había de venir, predicando la conversión y la penitencia. Sus palabras eran claras y fuertes. San Lucas narra esta predicación y cómo animaba a compartir con los demás lo que se posee, a no exigir más de lo que marca la justicia en los negocios, a no ser violentos, ni denunciar falsamente a nadie (cfr. Lc. 3, 1-18) Para conseguir vivir sin pecado proponía el bautismo de agua y la penitencia. Sin embargo, siempre insistió en que estos medios eran insuficientes, pues él era sólo el precursor: «Yo os bautizo con agua para la penitencia; pero el que viene detrás de mí es más poderoso que yo. No soy digno de llevarle las sandalias; él os bautizará en el Espíritu Santo y fuego; en su mano tiene el bieldo y va a limpiar su era; reunirá su trigo en el granero, y la paja la quemará en un fuego inextinguible» (Mt. 3. 11-12)

Cuando Jesús fue a bautizarse al Jordán, le dijo: «Yo necesito ser bautizado por ti, y ¿tú vienes a mí?» (Mt. 3, 14) Más adelante dirá de Jesús: «He aquí el Cordero de Dios, el que quita el pecado del mundo» (Jn. 1, 29) San Juan Bautista no tenía el poder de perdonar los pecados, sino solamente predicaba la conversión y la penitencia preparando el camino del Señor. Como fruto de su labor serán muchos los que escucharán la doctrina de Cristo. Los dos primeros discípulos de Jesucristo serán dos discípulos de San Juan Bautista: Juan y Andrés. Además de estos discípulos primeros, muchos otros discípulos de Juan fueron tras Jesús. Juan se llenó de alegría, añadiendo: «Conviene que El crezca y yo disminuya» (Jn. 3, 30)

¿QUÉ ES LA CONVERSIÓN?

La conversión es un cambio profundo de la mente y del corazón. El que se convierte se da cuenta de que algo debe cambiar en su vida, y se decide a cambiar. La conversión a Dios incluye apartar todo lo que aleje de Dios.

La conversión exige que se dé primero un arrepentimiento del pecado:

El pecado mortal hunde sus raíces en la mala disposición del amor y del corazón del hombre, se sitúa en una actitud de egoísmo y cerrazón, se proyecta en una vida construida al margen de los mandamientos de Dios. El pecado mortal supone un fallo en lo fundamental de la existencia cristiana y excluye del Reino de Dios. Este fallo puede expresarse en situaciones, en actitudes o en actos concretos.

(C.v.e., p. 507)

Se puede decir, resumiendo, que: Pecado es todo acto, dicho o deseo contra la ley de Dios.

El siguiente paso será abrir el corazón a la luz nueva: «Dios es luz y no hay en El tiniebla alguna» (1 Jn. 1, 5) San Juan explica las posibles actitudes ante la conversión, diciendo: «Todo el que obra el mal, aborrece la luz, y no viene a la luz, porque sus obras no sean reprendidas. Pero el que obra la verdad viene a la luz para que sus obras sean manifiestas, pues están hechas en Dios» (Jn. 3, 20-21)

Todos los hombres llevan en su interior la posibilidad de una oposición a Dios. Por el pecado original la naturaleza humana ha quedado debilitada y herida en sus fuerzas naturales. La inteligencia se mueve entre oscuridades y cae fácilmente en engaños. La voluntad se inclina maliciosamente hacia conductas pecaminosas. Las pasiones y los sentidos experimentan un desorden que les lleva a rebelarse al impulso de la razón.

Esta inclinación al mal que todo hombre posee, se acentúa con los pecados personales y con la influencia de ambientes corrompidos.

Convertirse es, en definitiva, cambiar de actitud, desandar el camino andado. Es una vuelta a Dios, del que el hombre se aparta por la mala conducta, por las malas obras, es decir, por el pecado.

Esa vuelta a Dios, que es fruto del amor, incluirá también una nueva actitud hacia el prójimo, que también ha de ser amado.

EL REINO DE DIOS EMPIEZA CON LA CONVERSIÓN PERSONAL

Para entrar en el Reino de los Cielos es preciso renacer del agua y del Espíritu; de esta manera anunció Jesús a Nicodemo el comienzo del Reino de Dios en el alma de cada hombre. Para esta nueva vida Dios envía su gracia.

La conversión unas veces será de un modo fulgurante y rápido, casi repentina; otras, de una manera suave y gradual; incluso, en ocasiones, sólo llega en el último momento de la vida.

En las parábolas del Reino de los Cielos es muy frecuente que el Señor lo compare a una pequeña semilla, que crece y da fruto o se malogra. Con estos ejemplos indica que el Reino de Dios debe empezar por la conversión personal. Cuando un hombre se convierte, y es fiel, va creciendo en esa nueva vida; después va influyendo en los que le rodean. Así se desarrolla el Reino de Dios en el mundo. El camino que eligió Jesucristo fue predicar a todos la conversión, denunciar todas las situaciones de pecado e ir formando a los que se iban convirtiendo a su palabra.

Comentarios
13 Comentarios en “Jesús predica la conversión”
  1. jose angel soberano rodriguez Dijo:

    que es como a mi me paso que tengo cada dia el deseo de ir naciendo de nuevo

  2. jose angel soberano rodriguez Dijo:

    que es como a mi me paso que tengo cada dia el deseo de ir naciendo de nuevo

  3. jose angel soberano rodriguez Dijo:

    que es como a mi me paso que tengo cada dia el deseo de ir naciendo de nuevo

  4. claudia andrea alrcon bustamante Dijo:

    hola bueno yo me llamo claudia cuando iba a misa el padre hablaba mucho de covercion no entendia que significaba pero un buen dia la vida me cambio esal como dise el parrafo me e arrepentido de todos mis pecados y entendi lo que queria DIOS e renasido quiero seguir vivieno para predicar la palabra DEL SEÑOR porque me di cuenta porque en esta vida todoprimero pasa por el el entro en mi corazon y eta aqui con migo. y me siento la mujer mas feliz el qu lea esto que DIOS lo vendiga

  5. María Portugal G. Dijo:

    Hermanos en Cristo, hoy puedo llamarlos asi gracias a que un día me decidi a dejar ese hombre viejo y convertirme en ese hombre nuevo camino a la santidad y que todo el que me vea, vea a Jesús en mi sonrisa y en mis obras. Y que Mi Padre este orgulloso de haberme creado, porque cumplire el popósito que El trazo para mi vida.
    Felicito a todo el que se convierte de corazón y escucha ese llamado de Jesús CONVERTíOS
    .
    15 de Abril de 2012- Tacna- PERU

  6. flavio sanchez hernandez Dijo:

    gracias herm por su ayuda con estos boaquejos que son de mucha ayuda para eate herm en cristo.oren por mi por favor soy pastor ya muy grande de edad.no fui al seminario mi seminario es la biblia y ruaja .no deje de escribirme por favor.

  7. Blankis Dijo:

    Hermanos.
    como sabemos nuestra conversion dura toda la vida, han pasado casi 12 años desde que Dios me llamo a este camino, con ternura me ayuda a seguir, que paciencia tiene Dios. me exige a seguir cada día, hoy a pesar de todo el tiempo tengo que seguir dejandome ayudar por Dios. bendito sea él que me ayuda, me bendice y tambien pues me envia a anunciarle….como escuche por ahi tambien sere ese burrito que llevo a Jesús a dar su mensaje

  8. jorge casas Dijo:

    la convercion verdadera solo se puede dar si nosotros estamos dispuestos a cambiar y poniendo toda nuestra vida en las manos de Dios. la lucha mas grande es contra nosotros mismos, oremos y luchemos por obtener una convercion verdadera ya hoy mismo no mañana pues puede ser demasiado tarde

  9. DERLIS Dijo:

    Creemos q jesus nacio de maria,pero en ninguna parte esta q devemos hacer imágenes es una equivocacion lo cual deben reconocer q ningun imagen no debemos adorar ni tener exodo 20.2 en adelante dice bien claro otro en salmo 115…y jesus dijo solo a tu dios adoraras y solo a el le honrarás no existe ni un objeto o imagen q nos aga llegar a dios o a sun perdon solo doblar rodilla y pedirle perdon hablar con el como jesus oro diciendo padre nuestro q esta en los cielos ,entonces significa q dios esta en el cielo no x una cruz ni x un papel pintado q es el error de los papas q engaña a la umanidad con palabras fingidas como dice en 1timoteo cap 1 vers 5 en adelante y cap 4vers 1al 3 es tiempo de despertar de estos engaños q giua ala perdicion

  10. Diana Rico Dijo:

    Gracias mi Dios por que cai y tu me levantaste, me arrepenti, y obtuve tu perdón, Te amo y gracias por que con esta conversión he logrado llevar a muchos tu palabra con mi nuevo ejemplo de vida.

    bendiceme y protegeme, que brilles solo tu y no yo, que yo solo sea quien te abra el camino para que pases.

  11. juancarlos Dijo:

    La conversión es dejar de hacer lo que nos gusta, lo que nos atrae, lo que nos esclaviza y que muchas veces nos gusta pero que no nos trae nada bueno. Es escuchar a Dios con el corazón y hacer que la mente actúe de acuerdo al El. La conversión es constante ya que no acabará sino hasta el día de nuestra muerte. No pecar, pero no por miedo al “castigo divino”, sino NO pecar por no hacerle daño al Corazón Misericordioso de Dios y saber confiar en su misericordia que es gratuita y que es más grande que cualquier pecado que hayamos cometido. Gracias Señor por tu perdón y misericordia.

  12. mabel melissa huaman aburto Dijo:

    asu ohh me sorprendi pero no encontre lo q queria pero que es lo q dios queria cambiar en el mundo

  13. ricardo orantes Dijo:

    Bendito sea el nombre de Dios y de su hijo jesús,quien murio y padecio por nosotros en la cruz,pero el señor esta tocando los corazones y el sacara a su pueblo de egipto de tierra de esclavitud,los sacara para que dejen de adorar idolos y conoscan al verdadero Dios a jehova,a yaveh yire e l padre de las Luces,porque toda rodilla se doblara y toda boca confesara que jesucristo es el señor,el camino al padre,el es la puerta del redil, no hay ninguna otra puerta,y el que quiera entrar por otra puerta es ladron y salteador
    dice el señor.
    Gente que temen a Dios lean la biblia para que el señor pueda abrir vuestros ojos,porque conocerias la verdad y la verdad os hara libre.Dios es veraz,él no es hombre para mentir, ni hijo de hombre para no cumplir.Las promesas de Dios se cumpliran al pie de la letra.




Our prices are compared canadian pharmacies price comparison from our prescription service.